MENÚ
VIGILADA MINEDUCACIÓN
SNIES 1804
+57 3853400

Cada vez hay más motivos para sentirte orgulloso de ser parte de la Universidad Autónoma del Caribe y el más reciente es haber escalado 8 posiciones en el QS World University Ranking, medición que además de evaluar la excelencia académica e investigativa, también contempla la reputación ante los empleadores y egresados.

 

Entre los indicadores evaluados, La Universidad se destaca en las citaciones por publicaciones científicas, con un score de 62.2 de un máximo de 100 puntos. De 57 universidades colombianas que clasificaron en dicho ranking mundial, Uniautónoma quedó en el puesto 31, haciendo parte de un selecto grupo de solo 6 universidades de la Costa Caribe que figuraron en el listado.

 

Lo mejor del caso es que nuestra Alma Máter, a nivel de Latinoamérica, pasó del rango 301-305 (registrado en 2019) al 251-300 para 2020.

 

De ese modo, Uniautónoma se ubicó en el cuarto puesto de las universidades en la región que más producen contenido educativo, informativo y que más aportan al ámbito científico, logrando las siguientes puntuaciones para cada indicador: 7.1 en la categoría de Academic Reputation, 13.7 en Employer Reputation y Faculty Student, 17.6 en International Research Network y un 62.2 en citations per paper, este fue el indicador en donde mayor puntuación obtuvo, lo cual refleja el impacto científico de la institución en la comunidad. En cuanto a Papers per Faculty, alcanzamos 13.6 puntos y un 14.2 adicional por el web impact con ese material.

 

Además de lo anterior, los resultados alcanzados por la Universidad honran los esfuerzos hechos en la contratación de doctores y el fortalecimiento de la planta docente; la inserción a redes internacionales de investigación, la producción científica de impacto y la internacionalización de la docencia; así como de investigación, extensión y el relacionamiento con el sector externo. Esta estrategia fue acompañada por un registro oportuno de datos. 

 

Ya que el límite es el cielo, te invitamos a que sigas participando en los semilleros de investigaciones y, si aún no lo has hecho, que te unas a ellos, para que cada año el resultado en la misma medición sea mejor. JSN

 

 

 

Publicado en Noticias Generales

En el Observatorio de Restauración Urbana se realizó a cabo una charla con el historiador y magister en Arquitectura y Patrimonio, Antonio Díaz Medina, cuyo tema central fue el Paisaje Cultural y las posibilidades que tienen zonas de la región Caribe de convertirse en paisajes culturales.

 

Un paisaje cultural, según lo explicado por Díaz, es “una obra de arte artificial, construida por el hombre a partir de un espacio natural”. La Unesco lo define como “la representación combinada de la labor de la naturaleza y el hombre”. De acuerdo con el experto, la importancia de estos espacios es que encierran un valor intangible y simbólico que habla, comunica elementos de su entorno y de las personas que allí habitan.

 

Un voluntariado que desarrolló con la ONG internacional Arquitectura Sin Fronteras y su “propia inquietud y curiosidad por abordar el paisaje cultural”, fueron los motivos del historiador español para venir a Colombia, específicamente a la zona del Canal del Dique, límite entre los departamentos de Bolívar y Atlántico.

 

“Estudio mi maestría y hago un proyecto sobre un paisaje cultural en la campiña sevillana. Entonces me planteo hacer el doctorado y veo que los paisajes culturales que se tratan en Europa están muy estudiados, por lo que me pregunto ¿dónde hay trabajo por hacer? Casualmente me habían aceptado el voluntariado en Colombia y empecé a excavar para ver qué podía encontrar, entonces descubro el Canal del Dique, que es una obra de ingeniería que en el 2012 el Gobierno lo ubicó en una lista de posibles monumentos que pueden ser declarados patrimonios por la Unesco. Analizo entonces que, un territorio con tanta identidad afrodescendiente, con una obra que puede ser declarada patrimonio mundial, que articula un territorio, pues ahí debe haber un paisaje cultural”, señala Díaz.

 

Antonio Díaz experto arquitecto.jpg

 

Ese primer contacto con la comunidad de la zona le permitió a Antonio Díaz recopilar las problemáticas que tienen, atisbar cuáles son esos valores que son realmente interesantes dentro de esta población.
Para el experto, “el Canal del Dique tiene los suficientes valores patrimoniales como para poder ser considerado un paisaje cultural, al menos desde la hipótesis”, es por eso que debe plantearse un estudio previo de caracterización que permita constatar el potencial de la zona.

 

“Con un paisaje cultural podemos ayudar esta zona, uniendo la academia con la población local, de tal manera que se les pueda brindar una capacitación para que sean capaces de identificar y caracterizar sus valores patrimoniales, para que se articulen y todos participen de un proyecto en común”, explica el historiador.

 

Esa necesidad de empoderar a las comunidades y buscar una amalgama con la academia fue lo que trajo a Antonio Díaz a la Universidad Autónoma del Caribe. Con el apoyo de los docentes Salvador Coronado y Alfredo Arrieta, presentó en el Observatorio de Renovación Urbana (ORU) la iniciativa de Paisaje Cultural en el Canal del Dique, con el ánimo de motivar a los estudiantes a participar y vincularse en el proyecto.

 

“Lo interesante del proyecto que queremos plantear es que esto buscar beneficiar a la ciudadanía y a las entidades en el territorio. Este territorio es muy peculiar por su idiosincracia y por la particularidad de sus habitantes. Estamos hablando de un territorio en el que la población es muy dispersa, con graves problemas de comunicación y el principal vehículo comunicador era el Canal del Dique”, indica.

 

Para el magister en Arquitectura y Patrimonio, actualmente esa comunicación está paralizada y se convirtió en un camino para buques que transportan petroleo. “Con el Paisaje Cultural queremos identificar un territorio con unos valores patrimoniales, que sirva para que la población se sienta identificada con él. Estamos hablando de una comunidad afrodescendiente que puede articular planes para su desarrollo, porque así lo determina la ley colombiana, llamados planes de etnodesarrollo, y el Gobierno destina partidas presupuestales para esas iniciativas, solo falta que surja la iniciativa”, enfatizó.

 

Sobre la importancia de los paisajes culturales, Díaz destacó la existencia de yacimientos arqueológicos que pasan desapercibidos por parte de las autoridades y las comunidades.

 

“Si las autoridades tuvieran en cuenta un informe previo de paisaje cultural sabrían que en esos territorios hay zonas arqueológicas. Si esa zona se caracteriza y se lleva a las autoridades de protección del patrimonio, ese punto estará protegido. Un ejemplo es el yacimiento de Puerto Hormiga, con más de 5.000 años de antigüedad, es un referente internacional en cerámica precolombina y no es un bien de interés cultural, por lo que puede ser expoliado o le pueden construir una carretera encima y los habitantes de Puerto Badel, corregimiento de Arjona, van a perder la oportunidad de saber quiénes fueron sus antepasados. Para eso sirve un Paisaje Cultural”, finalizó.

Publicado en Noticias Generales

La reina del Carnaval de Barranquilla 2020, Isabella Chams Vega, inició los preparativos de su reinado y compartió con estudiantes de la Diseño de Modas de la Universidad Autónoma del Caribe ideas para los tres trajes que las jóvenes van a realizar: Guacherna, Guacherna Fluvial y Entierro de Joselito.

 

Isabella dijo sentirse "emocionada" con el equipo de trabajo que va a formar con las estudiantes y señaló que "con solo verlas, a los ojos se ve su emoción". "No puedo esperar a trabajar con ellas, se nota que son muy creativas todas y que tienen grandes ideas. Seguramente los trajes serán espectaculares", afirmó la reina.

 

Sobre los trajes, Isabella explicó que quiere "hacer algo totalmente diferente con los tres vestidos" pero que tengan su sello de identidad y que, sobre todo, sorprendan a todas las personas que vengan a Barranquilla a gozarse del Carnaval el próximo año, que iniciará el sábado 22 de febrero e irá hasta el martes 25 de ese mes.

 

"Para la Guacherna tengo una idea que los va a sorprender mucho y el traje estará identificado conmigo y con el personaje que yo quiero mostrar.  Para el entierro será un personaje que nos representa a los barranquilleros y en la Guacherna Fluvial quiero algo muy fresco pero que sea diferente a lo que hemos visto otros años. No quiero contar mucho porque quiero que sea una sorpresa", reveló la reina.

 

Como parte de sus proyectos, el grupo de investigación Cultura Caribe se encarga de realizar los trajes antes mencionados de la reina, además de los trajes de coronación y Guacherna del rey Momo, de los reyes infantiles y de la reina del Carnaval de la 44.

Publicado en Noticias Generales

En busca de un espacio de formación y seguimiento de la actividad investigativa de los estudiantes, la Universidad Autónoma del Caribe ha generado las extensiones de semillero de investigación, con el principal objetivo de desarrollar la cultura investigativa de calidad, la capacidad de integración, la interlocución y el compromiso social.

 

Dicho programa está conformado en dos categorías, los estudiantes Junior, quienes empiezan el proceso por primera vez y los estudiantes Senior, quienes ya tienen un poco más de experiencia en esta área.

 

Basándose en lo anterior, el pasado viernes 6 de septiembre se llevó a cabo la inducción a los semilleros Junior 2019, en el quinto piso del edificio de posgrados de la institución.

 

Dentro de las palabras de inicio, el ingeniero Pablo Bonaveri, director de la Dirección de Investigación y Transferencia (DIT), explicó a los nuevos investigadores las grandes ventajas que les ofrece el pertenecer al grupo y aseguró que “se les está abriendo una puerta importante en su formación. El hecho de tener un cartón de profesional no les garantiza el éxito pero el hecho de que tengan participación en investigación y obtengan resultados para mostrar, les va a abrir muchas puertas”.

 

Inducción Semilleros de Investigación (2).jpg

 

De la misma forma, la profesional en Formación para la Investigación, María José Turbay, expuso los puntos clave de lo que se encontrarán en el paso por los semilleros, además de sus deberes y derechos como estudiantes.

 

Entre los beneficios, Turbay mencionó el incrementar la calidad en la hoja de vida laboral y académica, el alcanzar un sentido real de liderazgo y trabajo, obtener mejores oportunidades para trabajar como asistentes de investigación o coinvestigadores en proyectos de investigación, entre otras más.

 

Por su parte, Nataly Kafruni, coordinadora de la DIT, dio la bienvenida a los estudiantes y aseguró que “este será un espacio que les va a cambiar la vida. Quiero animarlos porque, si le ponen amor a esto, van a recoger muchos frutos”.

 

En medio del acto, se hizo mención a Carlos García y Juan Pablo Zuluaga, estudiantes destacados del grupo, quienes han gozado de grandes beneficios por su labor investigativa. Los asistentes, repartidos en varios de los programas de la institución se mostraron complacidos y emocionados con el acto.

 

Inducción Semilleros de Investigación (3).jpg

 

“Yo entré al semillero porque quiero hacer algo más, no solo quiero quedarme con lo que me ofrecen en el programa. Ya yo tengo mi idea de investigación desde hace mucho así que ahora espero poder materializarla”, dijo Juan Sebastian Nieves, estudiante del programa de Administración de Empresas.

 

Para finalizar, el Director del programa de Jurisprudencia, Julio Henríquez, también se pronunció y los congratuló por interesarse por la investigación desde un época tan temprana. Dentro del proceso, se espera que los estudiantes se dividan por programas y realicen sus propuestas de investigación. MMC

Publicado en Noticias Generales
Suscríbete a las notificaciones

Administra tus Notificaciones