MENÚ
VIGILADA MINEDUCACIÓN
SNIES 1804
+57 3853400

La música funciona como catalizadora de emociones durante el aislamiento

Martes, 28 Abril 2020 09:37
Valora este artículo
(0 votos)

La Universidad Autónoma del Caribe está comprometida con su comunidad académica, y durante el periodo de aislamiento obligatorio decretado a nivel nacional, se han habilitado diversas conferencias virtuales sobre temas relacionados con la salud mental y psicoprevención que pueden ayudar a que las personas adopten hábitos que los ayuden a que su estancia en el hogar sea más agradable.

 

En esta ocasión, con el apoyo de Sura, la Uniautónoma brindó una charla sobre la importancia de la música y la función que cumple en nuestras vidas como catalizadora de emociones.

 

La música es una herramienta que nos permite trasladarnos a un espacio en el que la mente puede sentirse libre y las emociones afloran en nuestro ser. Con la música, dependiendo del género que se escoja, es posible sentir esperanza, caos, emoción, melancolía, euforia, entre otras emociones.

 

Cada género tiene su especialidad, cada uno logra desprender una magia que nos permite llegar hasta la intimidad de una persona sin transgredirla, la música es un símbolo de expresión.

 

En Colombia tenemos una cultura latinoamericana con unos grados amplios de influencia musical. Desde que somos pequeños, nos influencian para adoptar cierto gusto hacia algunos géneros como la salsa y el vallenato, por nombrar algunos. La sonoridad es un aspecto que está presente en nuestro paisaje emocional desde que empezamos a vivir.

 

Pareja bailando.jpg

 

Los sonidos del ambiente también se consideran música, a estos se les conoce como "la marcha". Estos sonidos constituyen un espacio que nos conduce al entendimiento del son de nuestros sentidos, lo que vemos, escuchamos y percibimos a través de nuestro cuerpo.

 

La música nace con nosotros, en la respiracion, el latido de nuestro corazón, la música vive en nosotros. La historia de la música señala que esta no fue creada para comunicarse entre las personas sino para tener comunicación con nuestras representaciones de lo más sagrado.

 

Por otro lado, se plantea que a través del sonido se atraen energías y se estimulan las cargas emotivas que aparecen en nuestros paisajes. La música que escuchamos habla acerca de lo que somos, de nuestro estado emocional y de nuestros pensamientos.

 

Mujer bailando mientras hace aseo.jpg

 

La música y el ser.

Existe un paralelismo entre los elementos estructurales de la música y la forma de ser de los seres humanos: el ritmo se asocia a la parte corporal, la melodía a la parte afectiva y las armonías con la vida intelectual.

 

Muchas veces queremos expresar quiénes somos y no podemos hacerlo con palabras. Para esto, algunas personas recurren a la música y al baile para mostrar lo que son, lo que piensan.

 

Es en ese momento cuando se genera una conexión sonora entre la música y el ser, es allí cuando se interioriza lo que escuchamos o bailamos y empezamos a sentir que dicha canción o melodía nos representa.

 

Nuestra capacidad de sentir está altamente conectada con el sonido. Hay gente que necesita de la música para realizar sus actividades diarias tales como bañarse, arreglar la casa, caminar, hacer ejercicio, entre otras.

 

La identidad de una nación apela al arte, en la música están las memorias de lo que somos como país, región y continente.

 

Joven escuchando música.jpg

 

La música es un catalizador a través del cual las comunidades llegan a la psicología colectiva, además, posibilita tratar todo tipo de temas comunicativos hacia las grandes masas.

 

Con el periodo de cuarentena que estamos viviendo en estos momentos, el mundo ha pasado del antropocentrismo (Teoría que afirma que el hombre es el centro del universo) al biocentrismo (Teoría que afirma que toda actividad humana debe estar en función de la vida en general, animales, plantas, del planeta tierra). El aislamiento nos ha transformado y debemos aprovecharlo para cambiar nuestros valores sobre lo que consideramos una prioridad en nuestras vidas.

 

Hay que detenerse a reflexionar sobre cuáles son los valores fundamentales que, hasta este momento, consideramos importantes para mantener un equilibro mental y emocional en nuestras vidas, y en ese proceso, la música puede ser un excelente acompañante. VSC

Visto 4381 veces
Suscríbete a las notificaciones

Administra tus Notificaciones