MENÚ
SERVICIO DE
ATENCIÓN VIRTUAL
SERVICIOS
VIGILADA MINEDUCACIÓN
SNIES 1804
+57 3853400

Estos cuatro estudiantes -del programa de Diseño de Modas- dicen que les gusta todo de ‘Cenizas de Opulencia’, el vestido que crearon para la representación que Carolina Segebre, Reina del Carnaval de Barranquilla de 2019, hará de la Viuda de Joselito.

 

Para este ejemplar se utilizaron telas como tafeta, organza y encaje chantilly y de fantasía, todas intervenidas, en aproximadamente cuatro meses, desde octubre de 2018.

 

Fueron cinco ideas las presentadas, pero, al final, la definitiva fue una decisión y ceñida al gusto de la soberana de estas festividades. “Nosotros le presentamos las propuestas y ella fue escogiendo qué le gustaba de cada diseño y así se llegó a la que fue escogida”, dice María Alejandra Bula.

 

Volvió Juanita al Hotel el Prado (1).jpeg

 

El resultado fue un vestido negro, por ser un símbolo de duelo, pero al que le dieron un toque más elegante con acentos plateados, para darle brillo, luz, que no se viera fúnebre, sino opulento; que se viera distinto, diferente a lo que los espectadores estaban acostumbrados desde años anteriores.

 

‘Cenizas de Opulencia’ es el último traje que lucirá la reina. Al ser la muerte de Joselito el ritual con el que culminan las fiestas carnestoléndicas, la creación que lucirá la soberana Carolina Segebre Abudinen el martes de carnaval durante el entierro simbólico de Joselito será una fusión entre la muerte y la riqueza, dando lugar al diseño que recrea al personaje cinematográfico Cruella de Vil.

 

Traje Cenizas de Opulencia.jpeg

 

El vestido representa la exuberancia y personalidad de una de las malévolas más famosas del cine, para que la soberana del Carnaval encarne a una viuda empoderada, impregnada de brillo y majestuosidad, envestida con un atuendo de color negro, profusamente recamado con cristales y adornada con plumas y flores a tono con el vestido. En este diseño se refleja el lujo y esplendor necesarios para despedir con alegría la fiesta, sin dejar espacio al dolor y la tristeza por la partida de Joselito carnaval con sus cenizas hasta el próximo año.

 

Para este grupo de futuros egresados, este fue un reto que los comprometió al máximo, tal como lo fue para los demás equipos a cargo del resto del vestuario de los protagonistas de las presentes carnestolendas, por lo que ellos también merecen ser conocidos. Los integrantes del semillero de Diseño fueron María Alejandra Bula, María José Casares, Laurent Mejía, Jean Carlos Robechy y Angélica Lemoine González.

 

María Alejandra Bula Rodríguez.

Tiene 22 años y decidió estudiar diseño de modas porque siempre ha sido "apasionada por el arte y la moda es una de sus expresiones". "Siempre he estado siguiendo tendencias y desde muy niña me imaginé y me proyecté haciendo lo que hago, nunca tuve indecisión al respecto”, dice.

 

Sus asignaturas favoritas son Diseño, Patronaje y Confección. En el futuro se ve con su propia marca, pero no ha definido "si es de ropa o de calzado y marroquinería", pero sí lo tiene claro, aunque quiere "tener experiencia y seguir estudiando".

 

Sus referentes son Silvia Tcherassi, por su estilo, sus propuestas y lo mucho que ha crecido. A nivel de empresa, dice tomar como ejemplo a seguir a la firma Chanel.

 

Laurent Vanessa Mejía De La Asunción.

Tiene 21 años y, debido al énfasis en artes que tomó en su colegio, se fue metiendo por ese camino y, cuando se graduó, tomó la decisión de estudiar Diseño de Modas.

 

Su aporte para el atuendo, en general, fueron los zapatos. Laura dice que no ve un referente en ningún diseñador de modas, pues quiere tener su propia marca de ropa plus size y hasta ahora no hay un modisto reconocido en esa línea.

 

No obstante lo anterior, esta joven tiene en común con sus compañeras el admirar a Silvia Tcherassi, por su trabajo, y a Yves Saint Laurent.

 

María José Casares Silvera.

Su decisión de estudiar diseño de modas se da porque siempre ha sido "una persona llena de mucha curiosidad y creatividad". "Me fue interesando a medida que iba creciendo y me empapaba a cerca de todo lo que abarcaba mi carrera. Eso hizo que me enamorara y me dedicara a estudiarla”, dice.

 

Le gusta la libertad que puede llegar a tener como diseñadora, "al explorar muchos campos de la moda y del poder disfrutar de la investigación, así como de los procesos que existen detrás de cada una de las propuestas”, asegura.

 

Además, María José dice que le gusta vivir cada experiencia del diseño, saboreralo, saber brindar soluciones en equipo y, al final, ver el producto. Mario Hernández y Jimmy Choo son sus referentes.

 

“Me visiono como una diseñadora integral. Me gustaría desarrollar muchas ideas en un futuro y buscar la manera de poder brindarle una solución a la comunidad a través del diseño”, termina.

 

 Angélica Lemoine González.

Desde muy pequeña le gustaba todo lo relacionado con esta carrera y siempre soñó con estudiarla. En aquel entonces ya le hacía ropa a las muñecas, pero “todo este amor" que le tiene a esta carrera parte desde el momento en el que vio a su madre y a sus tías trabajar una madrugada sobre un vestido inspirado en la India Catalina, que luciría su hermana Andrea González”. "A lo largo del tiempo fui mirando más allá, comprendiendo el verdadero valor que representa esta carrera", afirma.

 

“Lo que más me tiene enamorada del diseño es que, a través de los diferentes aspectos de su ejercicio, podemos contar infinidades de historias, examinar culturas y contar hechos reales e imaginarios", indica Ángela. Respecto a los diseñadores que toma como referentes, menciona a Silvia Tcherassi, tal como lo hacen sus compañeras.

 

En el futuro se ve como una diseñadora que muestra al mundo sus raíces, cultura y diversidad, “aportando nuevos métodos de sostenibilidad para esas comunidades vulnerables y así llevar nuevos conceptos" desde su profesión.

 

Publicado en Noticias Generales

Con tafeta, seda, dacrón, para el forro, y telas recamadas fueron elaborados los disfraces del Rey Momo para el Carnaval de Barranquilla de 2019, ‘Mochilero Pachanguero’ y ‘Versos del Carnaval’. Otros materiales como pelo de malibú, millaré, piedras y lentejuelas de todos los tamaños también fueron utilizados en una creación que resultó ser la ganadora entre 6 propuestas.

 

Fue así que el 8 de enero del presente año empezó el proceso de recamado y confección, después de la debida presentación y selección por parte del mismo Freddy Álvarez, quien representa el emblemático personaje para esta fiesta, en su presente edición.

 

Según Lineys Montero, una de las integrantes del grupo que diseñó el traje, “fue una satisfacción haber sido escogidos por el proyecto Cultura Caribe para trabajar en este vestuario, algo que jamás olvidaremos. Fue una experiencia maravillosa, enriquecedora para nuestra vida como profesionales”, asegura esta joven entre otros detalles sobre sí mismos.

 

Versos del Carnaval.jpeg

 

‘Versos del Carnaval’ se despliega de la representación de las Ánimas Blancas de la Letanías, grupo al cual pertenece el Rey Momo 2019, Fredy Cervantes, letanías que hacen parte de la tradición oral del carnaval de Barranquilla.

 

La creación será lucida por el Rey Momo en su coronación este jueves 28 de febrero, en el estadio Romelio Martínez, junto a la Reina del Carnaval 2019 Carolina Segebre.

 

En él traje de Álvarez se destacan las letanías alusivas al carnaval sobre un vestuario de color plateado con acentos en dorados, morado y azul. La capa le otorga majestuosidad al diseño, está profusamente recamada en pedrería, formando notas musicales del pentagrama alrededor de la capa y va completamente bordeada con malibú como un símbolo de la fastuosidad del personaje.

 

El rey pachanguero.jpeg

 

Por otro lado, ‘Mochilero Pachanguero’ fusiona la melodía y letra de la canción el Cambambero y tradicionales disfraces de las danzas del carnaval de Barranquilla como el Torito, Congo, Negrita Puloy, Tigre y Diablos Arlequines. Álvarez desfiló con este traje durante la Guacherna que se realizó el pasado 22 de febrero.

Las temáticas de todos esos personajes proporcionan una variedad cromática, en la que predominan el color rojo, que simboliza la alegría de nuestra fiesta; el dorado como reflejo de la realeza y el verde que representa la vida. Las tonalidades fueron realzadas con el brillo de los cristales y las lentejuelas que adornan la capa, evidenciándose principalmente en paillettes, millaret y apliques elaborados en pedrería. Por complementos el Rey Momo lucirá una mochila adornada con detalles virtuosos y sombrero recamado con lentejuelas y luces led para proporcionarle brillo y destellos de colores.

 

Un poco de cada uno de los diseñadores. 

 

Lyneis Montero.

Decidió estudiar diseño de modas porque aparte de que lee gusta, quería aprender todo acerca de ese arte y -ahora que ya está a punto de terminar su carrera- está súper feliz y orgullosa de haber pertenecido a este programa. "No puedo especificar qué es lo que más le gusta de mi proyecto de vida, pues todo lo que veo y hago me fascina”, afirma.

 

Viviana Sierra.

“Desde pequeña siempre veía programas referentes a la moda, “me imaginaba y anhelaba siendo parte de este mundo”, cuenta Viviana, quien con el tiempo se fue convenciendo más hasta que no cabía duda en ella del camino que quería tomar. Esta joven a gradece a sus padres por el apoyo que le han dado al decidir cumplir su sueño.

 

Nickoll Fornaris.

Solo por casualidad empezó a estudiar diseño de modas, pero siempre fue un área que llamó su atención. Aún así, nunca imaginó que se enamoraría tanto de su carrera y de todo lo que venía con ella. Los diseñadores de moda de referencia para ella son Valentino y Marc Jacobs, “porque me gusta mucho su estilo y me identifico con ellos”, afirma. En el futuro se ve como asesora de imagen.

 

María Roncallo.

Para ella, Arturo Calle es el modelo a seguir en el campo del diseño de moda, “por su pasión y entrega al trabajo”. En cuanto a las razones para tomar este camino: “es lo que me gusta y lo que siempre me ha apasionado, siendo la confección y el patronaje lo que más disfruto”, agrega.

 

Rosa de la Cruz.

Valentino es el punto de referencia para ella, pero también lo son Roberto Cavalli, John Galliano, Alexander McQueen y Ulyana Sergeenko, entre otros. Desde muy pequeña, Rosa se inclinó por el arte y el dibujo, “asi que trataba de desarrollar mi creatividad por medio de ello, pero sentía especial admiración por la moda, la ropa, los vestidos y las texturas”, recuerda.

 

Desde entonces, investigaba cada vez más sobre lo que se hacia dentro de este mundo y, cuando llegó el momento de elegir una carrera, ya la atracción por este campo era muy fuerte. De ese modo fue que decidió matricularse en Uniautónoma para aprender y dedicarse a esto por el resto de su vida.

 

Daneisa Dueñas Sarria.

Decidió estudiar diseño de modas porque es su pasión, tal como lo es para sus compañeras de equipo. “El crear estilos y solucionar problemas en el vestir es algo fantástico”, añade. Daneisa tiene la inquietud de cooperar con la conservación del medio ambiente, utilizando textiles orgánicos para sus creaciones. Martin Margiela es el diseñador de modas que la inspira, debido a su conciencia ecológica, por lo que se siente plenamente identificada con él y con su moda reciclable.

Publicado en Noticias Generales

Lo que más le gusta a Natalia Pombo del vestido que lució la Reina del Carnaval 2019, Carolina Segebre Abudinen, en la Guacherna Fluvial  el pasado 17 de febrero, es la silueta que marca a quien lo luce.

 

Esta joven de 21 años dice que el vestido, 'La Musa del Río', da un aspecto muy femenino y que se asemeja a un cascanueces. Agrega que, dentro del tema náutico, se ve muy delicado y dulce. “Es como una joya en el Río Magdalena”, añade.

 

Por su parte, a Daniela Hernández, de 21 años, lo que más le gusta es el corsé, mientras que a Linda Eljach le parece que es la falda lo que le da más coquetería, algo en lo que Angie Martínez está de acuerdo, debido al movimiento de la misma, que representa el agua.

 

Patronaje vestido Guacherna Fluvial.jpeg

 

Ellas son estudiantes de octavo semestre de Diseño de Modas en Uniautónoma y son las creadoras del vestido, uno más en la lista de aportes de nuestra universidad al Carnaval de Barranquilla.

 

Al respecto, ya se ha dicho lo esencial; han sido publicadas diferentes imágenes y otros detalles de su creación. Es así que ha llegado el momento de ir más allá y contar quiénes están detrás de cada detalle en el desfile y empezaremos con las diseñadoras del vestuario.

 

Guacherna Fluvial (2).jpeg

 

Un poco de cada una.

Para empezar, las cuatro integrantes de este equipo concuerdan en sentirse cómodas trabajando con quienes ya conocen. De forma distinta, expresan que haberse reunido para crear un imán de atención del público las unió más, por lo que también están de acuerdo en que fue una labor conjunta hecha más que todo con amor.

 

Natalia Iveth Pombo Cañaveral.

Egresada del Colegio La Enseñanza y también estudiante de Administración de Empresas. Tomó el camino de la moda porque siempre le ha gustado "todo lo relacionado con el diseño y el arte", pero fue "complicado" escoger una carrera que congeniara con sus intereses y, tras tomarse seis meses en Nueva York, viendo cosas muy distintas, decidío que lo que quería era enfocarse en la parte creativa.

 

Piensa que el vestido fue una mezcla de muchas ideas que todas aportamos, pero “yo me encargué de la ilustración y de la parte escrita, el darle una forma literario que tenía la propuesta”, afirma.

 

Daniela Hernández Díaz.

A esta joven lo que más le llamó la atención fue la forma cómo lograron la representación del Rio Magdalena en una prenda de vestir. Considera que los aportes fueron equitativos, sobre todo al acercar el boceto, en lo posible, al resultado final y real.

 

Escogió estudiar diseño de modas porque siempre le gustó dibujar y decorar, por lo que le interesa la organización de eventos, así como la fotografía. El patronaje y el mercadeo de moda son sus asignaturas favoritas. Respecto a los diseñadores que identifica como modelos a seguir, cita a Coco Chanel, Cristian Dior y a Valentino.

 

Linda Eljach.jpeg

 

Linda Julieth Eljach Berdugo.

Su mayor aporte fue la selección de las telas adecuadas para poder pasar cumplir con la promesa del movimiento y dinamismo en cada pieza. Recuerda que empezaron a trabajar en octubre el proceso de bocetos y la selección del diseño.

 

“En noviembre trabajamos en los materiales y en diciembre ya teníamos el diseño escogido. A finales de ese mes ya teníamos los moldes y retomamos en enero. Quince días después ya teníamos el vestido”, asegura. Linda dice, además, que fue un proceso largo hasta ultimar detalles, pero fue una labor satisfactoria.

 

Angie Katherine Martínez Muñoz. 

Como a sus compañeras, a esta joven -de 23 años- su gusto por el dibujo la llevó a escoger el diseño de modas como proyecto de vida. De hecho, los trazos sobre el papel, los colores y las sombras son su pasión y lo que más le gusta de su carrera es que le permite desplegar sus destrezas y fortalezas.

 

Al diseñar, toma a Agatha Ruiz De La Prada y a Coco Chanel como modelos a seguir por sus creaciones pulcras y de buen gusto. Haber trabajado en equipo fue lo que más le gustó de esta experiencia, ya que de este modo cada uno sirve de motivación para otro y así todos aportan al 100 por ciento.

Publicado en Noticias Generales

El realismo mágico de Gabriel García Márquez fue la inspiración que sirvió a Daniela Hernández Díaz , Angy Martínez, Natalia Pombo y Linda Eljach, estudiantes del programa de Diseño de Modas de la Universidad Autónoma del Caribe, para diseñar y elaborar ‘Musa del Río’, el traje que usará la Reina del Carnaval de Barranquilla 2019 durante la Guacherna Fluvial.

 

De manos de las estudiantes, la reina Carolina Segebre Abudinen recibió en la mañana de este viernes su traje durante un evento realizado en la Escuela Naval de Suboficiales ARC Barranquilla y presidido por su director, el contralmirante Juan Ricardo Rozo Obregón. Las jóvenes tuvieron además el acompañamiento de la docente María Fernanda Coronado y la decana de la Facultad de Arquitectura, Arte y Diseño, Emilia Velásquez.

 

Guacherna Fluvial 2019.jpeg

 

El vestido, revela mediante detalles virtuosos la riqueza y magnificencia del río Magdalena, como arteria fluvial del Caribe colombiano, bajo un lente nostálgico y romántico, al estilo del Nobel de Literatura.

 

“El traje busca plasmar la esencia ribereña y el olvido floreciente como parte de la historia del río y la ciudad de Barranquilla, influyendo así en el imaginario Caribe y las manifestaciones del Carnaval como inspiración, performance y escenario”, revelaron las creadoras.

 

La propuesta tiene una estética náutica en silueta reloj de arena, que pretende emular a través de su falda el movimiento y los destellos del río mediante tonalidades azules en contraste y detalles en lentejuelas.

 

Destaca también un cuello marinero y corsé en blanco, ambos con un recamado preciosista en tonos ocre, dorado y perla, que representan la riqueza del río y la pulcritud naval. El diseño va acompañado con hombreras en canutillo dorado para exacerbar la fluidez del movimiento de la mujer barranquillera.

 

Patronaje vestido Guacherna Fluvial.jpeg

 

“El traje está hermoso, fue lo que siempre quise. Fue un lindo proceso de creación porque las estudiantes me explicaron su idea y yo les dije lo que quería, y entre todas logramos un concepto muy lindo. Agradezco a la Universidad Autónoma del Caribe por este vestido", dijo la reina durante el evento.

 

El diseño y la confección del vestido fueron realizados como propuesta de grado por parte de las estudiantes en el marco del proyecto institucional Cultura Caribe, del grupo de investigación Ecodesarrollo.

 

‘Musa del Río’ es uno de los tres vestidos de fantasía que el programa de Diseño de Modas entregará a la soberana Carolina Segebre Abudinen. Los otros son los trajes que usará durante el desfile de Guacherna y el martes de Carnaval durante el entierro de Joselito Carnaval.

Publicado en Noticias Generales

El sueño de Mishel Leguízamo Santiago de ayudar al medio ambiente desde su profesión, se ha materializado con la confección de bolsos y morrales artesanales fabricados con materiales reutilizables, gracias a los conocimientos que ha adquirido en la Universidad Autónoma del Caribe, y ahora su idea ha trascendido a nivel nacional.

 

Recientemente, la estudiante del programa de Diseño de Modas fue entrevistada en el programa Día a Día del Canal Caracol y ahí explicó los motivos que la llevaron a desarrollar una investigación y, posteriormente, adelantar su proyecto.

 

“Esta idea nace a partir de crear conciencia sobre los materiales no biodegradables y reciclar. El material base son las botellas PEP y las integro con telas que también están hechas 50 por ciento PEP y 50 por ciento algodón”, explicó Mishel en el programa.

 

Las presentadoras del magazín reconocieron la creatividad de la estudiante, la originalidad del diseño, la calidad de los materiales y el impacto positivo que genera en el medioambiente la reutilización del plástico.

 

El proyecto.

“En el proyecto se busca usar materiales que causan impacto negativo al medio ambiente como las botellas de plástico. La idea es crear conciencia en las personas, que entiendan que es importante reciclar y que se pueden hacer muchas cosas con esa materia prima. Lo segundo es ayudar al ecosistema aprovechando estos productos que no son biodegradables”, señaló la joven estudiante.

 

Los bolsos y morrales tienen dos componentes: uno plástico y otro de tela. La parte plástica esta tejida con un ‘hilo’ que se saca de los envases de gaseosas. Con una máquina cortadora que su familia le ayudó a construir, Mishel saca tiras continuas de hasta 22 metros de largo de un solo envase. La parte de tela también proviene de retazos que han sido reciclados.

 

“En un bolso se pueden reciclar hasta 10 botellas plásticas de las más grandes, debido que a que usamos alrededor de 200 metros de ‘hilo’ plástico. Son 10 botellas menos que el planeta necesita destruir”, indicó la estudiante de 20 años.

 

“A lo mejor no cause un impacto inmediato en el medio ambiente, pero creo que a largo plazo ayudará a mejorar lo ecosistemas”, finalizó Mishel Leguízamo. El proyecto hace parte de la línea de investigación Diseño de Modas Ecosostenible y cuenta con el apoyo del grupo de investigación Ecodesarrollo.

Publicado en Noticias Generales

‘Innovación colaborativa en la fabricación de hilo reciclado a partir de excedentes textiles, para la creación de productos artesanales sostenibles del Caribe Colombiano por medio del diseño-desarrollo de máquina desfibradora’ es el nombre del proyecto al que está vinculada Astrid Barrios, docente la Universidad Autónoma del Caribe, y que fue escogido como uno de los beneficiarios de la iniciativa AtlántiCocrea.

 

La docente, en representación de la universidad y el grupo de investigación Ecodesarrollo, hace parte una alianza conformada por la Compañía Nacional de Textiles como empresa ancla; Bico Industries y Alamacenes Telary Home, como empresas co-creadoras, y Cientech, como generador de conocimiento.

 

El proyecto de innovación tiene varios componentes, entre los que destacan el desarrollo de un producto que es amigable con el medio ambiente, permite la empleabilidad de artesanos del Caribe colombiano para que trabajen el producto y además contribuye a la preservación de la tradición artesanal del tejido.

 

Junto a este proyecto, fueron seleccionadas otras 11 alianzas en áreas como agroindustria, salud, recursos hídricos, TIC, desarrollo humano y logística y transporte. Las alianzas están compuestas por una empresa ancla, dos empresas co-creadoras y un generador de conocimiento.

 

El gobernador Eduardo Verano De la Rosa recordó que estas alianzas ganaron una convocatoria de AtlántiCOcrea y cada una será beneficiada con la cofinanciación de sus iniciativas de innovación hasta por $550 millones.

 

“Este es el espíritu de cambio hacia la innovación que hemos venido construyendo de manera sistemática y ordenada. Son grupos empresariales que han producido proyectos que fueron favorecidos con estas cofinanciaciones. Entregamos los incentivos para que en cada empresa empiece un proceso de innovación, de mejorar internamente cómo van a vender los productos. Así tendremos una economía más próspera en el departamento”, explicó el gobernador.

 

El proyecto se desarrollará en cinco etapas. La primera será el diseño del prototipo de máquina desfibradora de residuos y excedentes textiles. La segunda será el montaje del equipo y en la siguiente etapa se comenzará la fabricación de la madeja de hilo reciclado. En la cuarta se hará la comercialización de las madejas a los artesanos de la región Caribe. Por último se hará la compra y venta de productos terminados provenientes del trabajo de los artesanos.

 

La profesora Astrid Barrios es Phs en Ciencias de la Educación, magíster en Mercadeo, profesional en Ingeniería Industrial y en Diseño de Modas y Textiles, además está categorizada como Investigador Asociado ante Colciencias.

Publicado en Noticias Generales

Desde pequeña, María Fernanda Coronado tenía claro que quería estudiar Diseño de Modas. Por eso, en 2007 llegó a la Universidad Autónoma del Caribe para hacer su sueño realidad. Cuatro años después obtuvo su título e inicio su camino laboral en Cáñamo, en la parte de procesos textiles.

 

Su deseo por mostrar sus habilidades y mejorar la llevaron a crear su propia marca de ropa casual femenina. Eso la llevó a prepararse más y decidió irse a Medellín a estudiar una maestría en Diseños y Productos con Textiles Tecnológicos, lo que le permitió descubrir una nueva pasión: la docencia, que ejerció en escuelas técnicas.

 

Al regresar a Barranquilla, se vinculó a la firma Jon Sonen como diseñadora de línea de jeans wear y de lino. Su interés por la educación hizo que se vinculara a los grupos de investigación de la universidad, donde empezó combinar la formación en la maestría con la innovación.

 

El resultado fue el panty mitigador de cólico y la bolsa de citostomía, que está en proceso de patente. “Ambos fueron creados para cubrir una necesidad y dar solución a un problema de todas las mujeres”, dice la diseñadora, quien también es docente en las mismas aulas en donde fue formada como profesional.

 

Para María Fernanda Coronado, haber estudiado en Uniautónoma significó desarrollar la parte manual y la sensibilización, “algo que no se consigue en otras universidades” y de eso se dio cuenta al estudiar por fuera. “En Uniautónoma no somos tan metódicos y nos preocupamos más por las necesidades de la gente”, agrega.

 

La graduada oriunda de Sabanalarga piensa que prepararse en nuestro campus garantiza la excelencia y máximos niveles de calidad. “Somos los pioneros en esta área, con el único programa de Diseño de Modas acreditado y con una de las mayores participaciones en eventos de gran importancia a nivel nacional”, finaliza.

Publicado en Noticias Generales

La Reina del Carnaval de Barranquilla 2019, Carolina Segebre, se reunió este martes con varios docentes del programa de Diseño de Modas y la decana de la Facultad de Arte, Arquitectura y Diseño, Emilia Velásquez, para iniciar el proceso de creación de los vestidos que lucirá el próximo año.

 

La Reina afirmó sentirse con muchas expectativas y con varias ideas, aunque aseguró no poder revelarlas porque son “una sorpresa” para todos los amantes del Carnaval, sin embargó manifestó que va a trabajar de la mano con la universidad “para que sean unos trajes de lujo”.

 

Los estudiantes del programa de Diseño de Modas elaborarán para la reina los ajuares que lucirá durante la Guacherna, la Guacherna Fluvial y el vestido de viuda para la Muerte de Joselito.

 

Reina del Carnaval 2019 (1).jpeg

 

“Estoy muy feliz porque jóvenes como yo me van a ayudar a hacer realidad este sueño, me van a ayudar en este proceso tan lindo que comienza”, indicó la Reina del Carnaval 2019.

 

La Universidad Autónoma del Caribe se vincula una vez más a la fiesta más importante Colombia y ya son 23 años que el proyecto Cultura Caribe aporta el conocimiento de sus docentes, la experiencia de los grupos de investigación, las ideas de los estudiantes y la voluntad de elaborar el ajuar de la reina.

Publicado en Noticias Generales

Natalia Jaimes, estudiante de sexto semestre del programa de Diseño Gráfico fue la ganadora del proyecto Reto Empresarial, que consistía en el diseño de un empaque para hamacas tipo exportación. La joven recibió además un premio en metálico de dos millones de pesos.

En total se presentaron 21 propuestas de estudiantes de los programas de Diseño de Modas y Diseño Gráfico, bajo la supervisión de las profesoras Sandra Bernal, Aurora Moya y María Fernanda Coronado, dentro de los cursos de Taller Integral y Diseño de Empaques, y con la participación de los grupos de investigación Elipsis y Ecodesarrollo.

El proyecto Reto Empresarial nace en la unidad de Extensión y Proyección Social de la Universidad Autónoma del Caribe. En esta ocasión se articuló con la empresa Consorcio Abuchaibe, a través de su marca Telary.

Dentro de los requisitos que debían cumplir los proponentes estaba que el empaque debía estar fabricado con residuos de la empresa, que reflejara la cultura colombiana, que fuera de fabricación artesanal, que fuera de fácil uso y traslado para el consumidor, y que tuviera un costo máximo de producción de tres euros.

“El empresario ha sido clave en dos cosas: creatividad e innovación. Que sea un producto que se pueda apilar, que se pueda transportar, que cuente a Colombia en sus diferentes conceptos y culturas. Lo que se ha buscado con los estudiantes es materializar a la cultura colombiana en un empaque para una hamaca”, explicó una de las profesoras que acompañaron a los estudiantes en el proceso. 

El segundo puesto fue ocupado por las estudiantes Lorena Garrido y Juliana Gómez, de sexto semestre del programa Diseño de Modas. Ellas recibieron un premio de un millón de pesos.

Reto Empresarial hace parte del relacionamiento con el entorno de la Universidad Autónoma del Caribe, donde se conjuga la articulación de todas las misiones institucionales de la UAC: extensión, investigación y docencia. La universidad estará vinculada en el proceso de producción hasta el final del embalaje.

Publicado en Noticias Generales

Odette Yidi David, Directora del Instituto de Cultura Árabe de Colombia, brindó la conferencia ‘Hilos que hablan: el rol del bordado en la identidad nacional Palestina’.

El programa de Diseño de Modas, adscrito a la Facultad de Arquitectura, Arte y Diseño de la Universidad Autónoma del Caribe, abrió un espacio para conocer más de la cultura árabe invitando a la Directora del Instituto de Cultura Árabe de Colombia, Odette Yidi David, para que dictara la conferencia ‘Hilos que hablan: el rol del bordado en la identidad nacional Palestina’.

El conversatorio tuvo como objetivo que los estudiantes conozcan sobre los bordados que utilizaban las mujeres palestinas en sus vestidos y lo que estos podían comunicar, debido que dentro de ellos trasciende la estética y las costumbres de los pueblos palestinos. “Estos vestidos reflejan y son parte integral del paisaje geográfico, social y cultural de Palestina, en ellos se ven reflejados los cambios geopolíticos e históricos en las últimas décadas”, expresó Yidi.

Yidi empezó su conferencia dando gracias a la universidad por permitir espacios en donde los estudiantes puedan conocer mucho más a fondo sobre otras culturas, en especial la Palestina: “Agradezco de parte del instituto y en nombre propio a Uniautónoma y a los directivos, por ser muy receptivos con nosotros para abrir estos espacios en donde queremos dar a conocer culturas que inclusive residen en el caribe colombiano”. Además, agregó que mientras el gobierno no respete los derechos humanos de sus ciudadanos no se podrá conseguir la paz que tanto desea: “Hasta que no se respeten los derechos de los palestinos, no puede haber paz”.

Odette explicó que el matrimonio en la sociedad palestina es supremamente importante, “por eso las niñas a partir de los 10 años eran educadas para que realizaron el bordado de sus propios vestidos, en especial el que iba a usar el día de su boda”.

Asimismo, explicó a los presentes que dependiendo de color que usaran las mujeres en sus vestidos definían su estatus civil. “Cada color dentro de la cultura palestina tiene un significado: el azul era para las viudas, ya que en la sociedad palestina este color tiene una connotación de luto, el rojo era usado por las mujeres casadas, porque se asocia con la alegría y la fertilidad”.

De la misma manera, Odette destacó que a través de los vestido podemos evidenciar diferentes civilizaciones que estuvieron presentes en la historia de Palestina. “Estos vestidos vienen de la herencia Otomana, Árabe, Romana, Bizantina, por eso es aquí donde podemos evidenciar las huellas que dejaron algunas civilizaciones que estuvieron presentes en Palestina”.

Durante el evento también estuvo presente la Decana de la Facultad de Arquitectura, Arte y Diseño, Alda Marina Escolar. “Gracias a Odette Yidi David por confiar con nuestra universidad, y mostrarle a nuestros estudiantes la cultura árabe y palestina enriqueciéndolos de cómo se ve el mundo desde un lugar diferente”.

Yidi David resaltó que durante la historia de Palestina los ciudadanos han vivido muchas épocas de violencias y les ha tocado refugiarse en otros países. “Considero que no se puede llamar migrantes a los civiles palestinos que no pueden volver a su lugar de origen, pues un migrante puede volver fácilmente a su lugar de origen”.

Publicado en Noticias Generales
Suscríbete a las notificaciones

Administra tus Notificaciones