MENÚ
SERVICIOS
Descarga tu orden financiera Portal de Pagos
VIGILADA MINEDUCACIÓN
SNIES 1804
+57 3853400

Con la llegada del coronavirus a Colombia, la Universidad Autónoma del Caribe hace recomendaciones para adoptar hábitos de prevención

COMPARTIR:

Con la llegada del coronavirus a Colombia, la Universidad Autónoma del Caribe hace recomendaciones para adoptar hábitos de prevención
Viernes, 06 Marzo 2020 18:42
Valora este artículo
(5 votos)

La Universidad Autónoma del Caribe, a través de su departamento de Bienestar Institucional, presenta un protocolo de prevención para disminuir el riesgo de contagio del coronavirus, cuyo primer caso en Colombia ya fue confirmado en Bogotá.

 

Para poner en contexto a la comunidad, hay que explicar qué es y cómo surgió el covid-19. Este virus se descubrió por primera vez en la ciudad de Wuhan, China, durante el mes de diciembre del 2019. Se determinó que los animales transmitieron el virus a los humanos y estos últimos pueden transmitirse el virus entre sí. Este virus desencadena una enfermedad que va desde el resfriado común hasta enfermedades más graves.

 

El periodo de incubación del virus se da entre 2 y 14 días, y los síntomas que produce son: fiebre, dolor muscular, tos, dolor en el pecho, cansancio y dificultad para respirar. El coronavirus se transmite a través de las gotas respiratorias producidas al toser y estornudar; el contacto indirecto por superficies inanimadas, y los aerosoles por microgotas.

 

Cabe recordar que todavía no existe un tratamiento específico ni vacuna para combatir el coronavirus. Muchos de los síntomas pueden tratarse de acuerdo con la condición de cada paciente. La atención oportuna a personas infectadas puede ser muy efectiva.

 

Coronavirus.jpg

 

Para evitar el contagio, se recomienda seguir el siguiente protocolo de prevención:

• Lávate las manos con agua y jabón frecuentemente.

• Al toser o estornudar, cubre tu boca y nariz con servilletas o papel higiénico.

• Si no tienes servilletas, cúbrete con el brazo, nunca con las manos.

• Evita tener contacto con personas contagiadas.

• Mantén distancia con las personas.

• Cubrir la boca y nariz cuando se va a cambiar de temperatura, principalmente en las mañanas y en las noches.

• Mantener la vivienda ventilada, iluminada, limpia y libre de humo.

• Fomentar la lactancia materna en los niños menores de 6 meses.

• Mantener esquema de vacunación completo, de acuerdo con la edad.

• Vacunar contra la influenza en grupos de riesgo como Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), asma, bronquitis crónica, diabetes mellitus, cardiopatías, nefropatías, neuropatías, obesidad mórbida, VIH, cáncer, personas trasplantadas, que utilicen esteroides o inmunosupresores, embarazadas a partir de la semana 14 de gestación y adultos mayores de 60 años.

 

Usar tapabocas.jpg

 

¿Cuándo utilizar tapabocas?

No es necesario que las personas que no presenten síntomas respiratorios usen tapabocas, úselo en caso de estar tosiendo o estornudando. Las personas que se encuentren sanas pueden utilizar tapabocas si están cuidando a una persona con sospecha de infección por coronavirus.

 

Por otro lado, los tapabocas solo son efectivos cuando se combinan con la higiene frecuente de manos. Si usted utiliza tapabocas, aprenda cómo usarlos, quitárselos y desecharlos adecuadamente.

 

¿Cuándo lavarnos las manos?

Antes de cocinar y antes de comer es necesario lavarse muy bien las manos. Del mismo modo, después de ir al baño, tocar dinero, jugar en la calle, toser o estornudar, tocar basura y después de tener contacto con animales.

 

En caso de estar infectado con covid-19 debes seguir las siguientes recomendaciones: permanece en casa, evita el contacto con las demás personas, cúbrete la boca y la nariz al toser, mantén los objetos y superficies limpias, utiliza tapabocas.

 

Lavarse las manos.jpg

 

¿Cuándo debo consultar con un médico?

Si presentas uno o varios de los siguientes signos de alarma, consulta con un médico:

• Respiración más rápida de lo normal.

• Fiebre de difícil control por más de dos días.

• Si el pecho suena o duele al respirar.

• Somnolencia o dificultad para despertar.

• Ataques o convulsiones.

• Decaimiento.

• Deterioro del estado general rápidamente.

Visto 5985 veces
LO MÁS LEIDO
Suscríbete a las notificaciones

Administra tus Notificaciones