MENÚ
VIGILADA MINEDUCACIÓN
SNIES 1804
+57 3853400

Así fue el Segundo Encuentro de Egresados con Discapacidad de Uniautónoma

COMPARTIR:

Así fue el Segundo Encuentro de Egresados con Discapacidad de Uniautónoma
Jueves, 14 Noviembre 2019 14:15
Valora este artículo
(0 votos)

Tomando un taller de emprendimiento como sub-propósito, se llevó a cabo –el miércoles 13 de noviembre- el Segundo Encuentro de Egresados con Discapacidad: Lleva tu Idea. ¡Deslimítate!, en el Salón Cayena de nuestra Casa Club.

 

El evento se dio a las 2:00 de la tarde, con el apoyo de la Fundación Fungir y la Fundación Gestión Integral Caribe, teniendo como objetivo primario la reintegración de este grupo –con algún tipo de discapacidad- entre la gran comunidad de egresados de la Universidad Autónoma del Caribe.

 

En total, fueron siete los invitados de honor (uno con discapacidad visual; dos, auditiva y cuatro con Síndrome de Down) y todos contaron sus experiencias y logros una vez obtuvieron el título profesional, técnico o tecnólogo.

 

Egresados con Discapacidad (3).jpeg

 

Un caso digno de admirar.

Ramón Santiago, de 42 años, estudiaba ingeniería de Sistemas en Uniautónoma, pero en 2000 fue diagnosticado con ceguera progresiva. Por sugerencia del decano de la Facultad de Ingeniería, algunos profesores y personal de apoyo a los estudiantes decidieron reunirse para decidir qué hacer con su caso. La idea era no dejar que se retirara alguien que se destacaba, incluso al punto de ser escogido como monitor.

 

El resultado de esas reuniones fue homologar las asignaturas ya aprobadas por Santiago y, a través del proceso de transferencia interna, permitirle continuar con su preparación en el programa técnico de Análisis y Programación de Computadores.

 

“En ese tiempo, todavía tenía un porcentaje de visión y ampliaba la letra del computador; acudía a otros recursos como el oscurecimiento de la pantalla para poder trabajar de esa manera y así me la pasaba todo el día en el laboratorio y regresaba a la casa en el transporte. También utilizaba las lupas y prestaba más atención, a cambio de no poder escribir”, dice Santiago.

 

Luego de graduarse en Uniautónoma, el entrevistado estudió psicología y así Santiago rompe con las creencias erróneas como “para qué estudiar si tienes limitantes”, cómo alguna vez lo pensó este barranquillero, y esa fue otra forma de aplicar lo aprendido en nuestras aulas, pues “los test psicológicos los hacía en software y aplicaba también lo aprendido en mi segunda carrera”, complementa.

 

Más adelante y después de graduarse como psicólogo, empezó a trabajar en la Fundaver, entidad sin ánimo de lucro que se concentra en personas con casos como el suyo.

 

Egresados con Discapacidad (4).jpeg

 

Gracias al amor a la tecnología y lo aprendido en la Autónoma, pudo incursionar en el campo de la “tiflotecnología, es decir agregar softwares lectores de pantalla en computadores convencionales para que quienes no tengan una visión al 100 por ciento puedan desempeñarse independientemente en su profesión”, añade.

 

Hoy en día hace parte del programa de inscripción Diverser de la Universidad del Atlántico que tiene como objetivo fomentar la permanencia e inclusión de discapacitados a la educación superior y al mundo laboral. Con su experiencia ha inspirado a muchos más y logrado que siguieran su ejemplo.

 

Santiago cree que Uniautónoma fue “la primera universidad en trabajar siguiendo los propósitos de la inclusión, ya que desde 2013 se dio este giro a favor de esta población, porque el concepto de discapacidad hace 10 años era muy diferente al que se tiene ahora”, explica.

 

Aún así, “en esta universidad, se preocuparon desde mucho antes para que no me diera por vencido pese a mi condición y por eso pienso que Uniautónoma, sin proponérselo, sí dio el primer paso en este sentido”, encima Santiago.

 

A manera de consejo a quienes viven su situación, ya superada, Santiago manifiesta que “las barreras se las pone uno mismo y que -si nos proponemos a hacer las cosas- lo podremos todo y que las condiciones y oportunidades están dadas en este momento para aprovecharlas”, considera.

 

Al equipo humano de Uniautónoma le sugiere que “sigamos implementando todo lo necesario para la inclusión, que revisemos la infraestructura física para ver qué tan incluyente somos y luego ver cuál es la actitud de los docentes frente a la diversidad”, especifica.

 

Egresados con Discapacidad (2).jpeg

 

Pioneros.

Para Adriana Flores, directora de Fungir Caribe, es importante que se dé esta conexión entre esta fundación y la universidad, “porque este tipo de espacios es necesario. Estamos en un momento en el que se le debe apuntar al tema social”, opina.

 

Flores, además, informa que a través de esta estrategia se ha intervenido en la vida de –aproximadamente- 600 personas, con acciones lúdicas que los llevan a hacer cosas distintas e impulsa a generar dinero.

 

En cuanto a lo que piensa Santiago sobre Uniautónoma como institución pionera en este tema, Flores lo reafirma y es que es “esta es la única universidad en la ciudad que se encarga de hacer un proceso de inclusión y hacer que personas con estas condiciones salgan adelante”, sostiene.

 

En cuanto a los casos de discapacidad que reciben ayuda desde Fungir, Flores menciona a las cognitivas, de lenguaje, al Síndrome de Down; autismo, discapacidad por falta de movilidad o de conciencia. “La idea es que se le dé la oportunidad de ejercer alguna actividad –aunque sea con limitantes- a todo lo que tenga vida”, termina Flores. JSN

 

Visto 902 veces
Suscríbete a las notificaciones

Administra tus Notificaciones