solicitar informacion boton

 
 
 
 
 
 
 

Vigilado MinEducacion

SNIES 1804
VIGILADA MINEDUCACIÓN
.

 

250 familias víctimas del conflicto armado y residentes en nueve municipios del Atlántico recibieron en un acto protocolario los implementos para poner en marcha la estrategia ‘Portal de Oportunidades’, un proyecto productivo de empaque de alimentos.

En la mesa principal estuvieron la directora de la Unidad de Víctimas, Yolanda Pinto; el secretario del Interior, Guillermo Polo; Edwin López, vicerrector de Extensión y Proyección Social de la Universidad Autónoma del Caribe; Raúl Riaño, comandante de la Policía del Atlántico, y Karen Ferrer Rudas, representante de las víctimas.

En el acto, realizado en el auditorio de posgrados, la directora de la Unidad de Víctimas señaló la importancia de estos proyectos productivos y la vinculación de la academia en la construcción de paz.

“Este proyecto va a beneficiar a 250 familias y los vamos a convertir en verdaderos empresarios, si hacen lo que les corresponde con respeto entre ellos, responsabilidad y solidaridad, podremos hacer de estos líderes familiares unos verdaderos empresarios”, señaló Yolanda Pinto.

“La academia es fundamental en la construcción de la reconciliación en Colombia. Si la academia nos ayuda a que los colombianos sanemos el alma, curemos esas heridas tan dolorosas que nos dejó el conflicto y podamos encontrar un camino para entendernos todos, sin necesidad de odiarnos, la academia tendrá un papel fundamental en la reconstrucción del país”, agregó la funcionaria.

Por su parte, Karen Ferrer expresó su deseo de seguir creciendo con el aporte que han dado los entes gubernamentales para ayudarles a crear ‘Granos del Atlántico’, la empresa con la que van a trabajar las 250 personas cabeza de hogar, distribuidas en 50 microunidades de operación y distribución de productos a granel para consumo humano.

“Vamos a poner todo nuestro empeño para cumplir nuestras metas y crecer, porque vamos a buscar mecanismos para fortalecernos”, indicó la mujer asentada en Santo Tomás, quien tuvo que desplazarse de Remolino (Magdalena) en 2003 por culpa de los paramilitares.

“Queremos generar ingresos para ayudar a las familias y cambiar el entorno. Además la idea es que sea un negocio muy solidario con las personas menos favorecidas, para que puedan adquirir el producto a un menor costo. Donde haya un margen de rentabilidad pero vendiendo los productos a un menor costo, de tal forma que podamos generar más empleos y crecer a nivel departamental y regional”, explicó Ferrer, una de las representantes legales de la empresa.

La Universidad Autónoma del Caribe ha sido el operador de la iniciativa, que cuenta con el respaldo de la Gobernación del Atlántico, el Gobierno Nacional y la Unidad para la Atención y Reparación Integral a las Víctimas.

Las personas que resultaron seleccionadas pertenecen a nueve municipios de Atlántico: Baranoa, Campo de la Cruz, Manatí, Palmar de Varela, Ponedera, Sabanalarga, Santo Tomás, Suán y Usiacurí.

El ‘Portal de Oportunidades’ es una estrategia de generación de ingresos, que parte del encadenamiento social para la consolidación de una empresa comercial comunitaria que se dedicara al empaque de alimentos.

Estarán organizados en micro-asociaciones que se han denominado Cadenas Híbridas De Valor (CHV) y cada una estará conformada por cinco beneficiarios, para consolidar un grupo de 50 CHV, que se convertirán en socias propietarias de la empresa comercial que se constituirá como una S.A.S.

Se espera que las ventas al por mayor con el 70% de bodega sea comercializada con los tenderos del Departamento del Atlántico y con medianos y grandes consumidores (Alcaldías, Gobernación, ICBF, Grandes Empresas industriales, Batallones, entre otros).

 

Publicado en Noticias Generales

Con la presentación de una ponencia sobre las clínicas jurídicas, la Universidad Autónoma del Caribe participó en el Quinto Congreso Latinoamericano sobre trata y tráfico de personas, realizado en días pasados en la ciudad de Lima, Perú, el cual se constituye en el principal encuentro académico del continente en materia de trata de personas.

La ponencia ‘Las clínicas jurídicas: una alternativa académica para el acceso a la justicia de las víctimas de trata de personas’, fue presentada por Claudia Riveros, la directora del Centro de Altos Estudios para la Paz y Clínica Jurídica, quien, además, fue elegida durante el encuentro como la coordinadora de la zona andina (Colombia, Perú, Ecuador y Bolivia) del Observatorio Latinoamericano sobre Trata y Tráfico de personas como representante de la academia.

“Se llevó el trabajo que viene realizando la Clínica Jurídica de la Uniautónoma para facilitar el acceso a la justicia de las víctimas en el país y mostrar la conformación de la Red Colombiana de la Clínica Jurídica contra la trata, que es una red que estamos conformando y coordinando. Son 6 clínicas en el país de universidades. Se trata de mostrar una alternativa además de las investigaciones, mostrar que hay otra manera de abordar la temática desde un instrumento netamente académico que son las clínicas jurídicas”, explicó Riveros.

En la Clínica Jurídica de Uniautónoma se hacen análisis jurisprudenciales en Colombia sobre trata. “Ahora estamos haciendo revisión de la normatividad en el tema de trata para incidir en futuros cambios de esta normatividad con el objetivo de lograr una normatividad más garantista del derecho de las víctimas. La idea es estudiando esta normatividad para ver por donde encaminarnos para lograr que hay pronunciamiento de la Corte Constitucional”, explicó.

El congreso, que se llevó a cabo los días 13 14 y 15 de junio, se realiza cada dos años y esta edición sirvió también para la reunión del comité latino del observatorio, que incluyen coordinadores de todos los países.

Publicado en Noticias Generales

La activista social Rigoberta Menchú, ganadora del premio Nobel de Paz en 1992, se vincula a la Universidad Autónoma del Caribe en calidad de investigadora adscrita al Centro de Altos Estudios para la Paz, sellando una alianza que beneficiará a la institución y a la fundación que ella preside.

La firma de este convenio se dio en el marco del encuentro internacional ‘Voy por la paz’, celebrado en Rosario (Argentina), y que contó con la presencia de cinco premios Nobel de Paz y del rector de Uniautónoma Ramsés Vargas Lamadrid, entre otras personalidades.

“Llegar a la academia es un salto extraordinario, es una oportunidad única en este tiempo porque el enfoque global es el ser humano, con su educación y su cultura. Estoy segura de que modestamente podemos contribuir con esa visión”, expresó la activista desde Argentina.

La experiencia de Menchú y todo el trabajo social que ha realizado antes y después de obtener el Nobel a favor de los pueblos indígenas y los mecanismos para conseguir la paz en entornos de difíciles condiciones serán puestos al servicio de las líneas de investigación que la Universidad Autónoma del Caribe trabaja desde hace cuatro años, y que tienen que ver con víctimas, comunidades vulnerables, posconflicto y minorías.

Según la activista, la “larga experiencia” de Uniautónoma en materia de trabajo por la paz genera vasos comunicantes con la labor que realiza la fundación Rigoberta Menchú en Guatemala. “Por lo tanto hacer una alianza me parece la agenda común que siempre hemos soñado”, y aprovechó para mandarles un mensaje a los estudiantes: “A ustedes les digo que lo más importante es combinar la experiencia social con la academia. Los estudiantes que queremos son estudiantes con mucha autoestima y con muchas ganas de salir adelante con un liderazgo propio”.

Esta alianza se gestó desde la participación de la Nobel de Paz en el evento Pensando el Siglo XXI el año anterior, y en la presencia institucional de la universidad en la conmemoración de los 25 años de haber recibido el premio.

Para el rector Ramsés Vargas, este logro se constituye en uno de los más importantes en materia de aporte al conocimiento. “Esta vinculación hace parte del fortalecimiento de las redes internacionales de investigación de la universidad en una de las áreas priorizadas para nosotros, como es la paz, impactando en la proyección científica, los proyectos de investigación y semilleros de investigación. Así que lo que aporte la Nobel Rigoberta Menchú entra a fortalecer esas áreas”.

La Universidad Autónoma del Caribe cuenta con 24 grupos de investigación, de los cuales 10 son categoría A, 4 categoría B, 8 categoría C y 2 se encuentran en proceso de categorización; 31 libros resultado de investigación con el sello editorial Uniautónoma; y más de 1.050 estudiantes integrantes de los semilleros de investigación gracias a la política de estímulos institucional.

Publicado en Noticias Generales

Los días 8, 9 y 10 de junio el rector de la Universidad Autónoma del Caribe, Ramsés Vargas Lamadrid, asistirá en representación de la institución al encuentro internacional ‘Voy por la Paz’, a realizarse en la ciudad de Rosario (Argentina), con la presencia de cinco premios Nobel de Paz que compartirán sus experiencias ante participantes de varias nacionalidades.

Rigoberta Menchú (premio Nobel de Paz en 1992), Shirin Ebadi (premio Nobel de Paz en 2003), Oscar Arias (premio Nobel de Paz en 1987), Lech Walesa (premio Nobel de Paz en 1983) y Adolfo Pérez Esquivel (premio Nobel de Paz en 1980), serán los invitados por la Fundación para la Democracia Internacional a hablar de las vivencias en sus respectivos países tratando de conseguir la paz para sus pueblos.

Los honorables invitados compartirán el micrófono con cantantes, deportistas, exponentes de las artes y la cultura, la ciencia y la educación, entendiendo que todos, desde su lugar, pueden hacer su aporte a un mundo menos violento.

El rector Ramsés Vargas participará en el panel ‘Educación para la paz’ junto las premios Nobel de Paz Rigoberta Menchú y Shirin Ebadi; y el connotado neurólogo clínico Facundo Manes, presidente de la World Federation of Neurology Research Group on Aphasia, Dementia and Cognitive Disorders.

Habrá un acto de apertura, almuerzo y presentación de la Fundación para la Democracia, conferencia de prensa, una gala y un coctel. La programación académica estará compuesta por conferencias, talleres y paneles como ‘Transparencia, democracia y paz’, ‘Memoria, paz y perdón’, ‘El rol de la mujer en la construcción de paz’ y ‘Trabajo, democracia y paz’, entre otros. Al final habrá presentaciones artísticas y palabras laureadas.

La Fundación para la Democracia Internacional se define como una organización de la sociedad civil sin fines de lucro, desprovista de intereses partidarios.

Esta invitación surge como parte del trabajo de internacionalización de la Universidad Autónoma del Caribe, una de las grandes apuestas del redireccionamiento institucional que comenzó hace cuatro años en el alma mater.

Publicado en Noticias Generales

En el marco de la celebración del día del Diseñador Gráfico, la facultad de Arquitectura, Arte y Diseño, de la Universidad Autónoma del Caribe, invitó a sus estudiantes a una conferencia titulada ‘Creadores y Constructores de Memoria Para la Paz’.

Al evento, que tuvo lugar en la casa de eventos del alma mater, asistió la decana de la facultad de Arquitectura, Arte y Diseño, Alda María Escolar; la docente Mirna Falcón; la directora de Centro de Altos Estudios para la Paz, Claudia Riveros; Rodrigo Triana, Coordinador Regional del Centro de Memoria Histórica para los Departamentos de Atlántico y Bolívar; y Tania Buitrago, de la Agencia Colombiana para la Reintegración ACR.

La directora del Centro de Altos Estudios para la Paz hizo un énfasis en la responsabilidad que tiene Uniatónoma frente a los procesos sociales y cómo se articula la universidad en la construcción de paz desde la academia.

“En la academia nuestra responsabilidad no es solo formar desde la pedagogía para la paz, la universidad también es un eje transformador del entorno social”, expresó Riveros.

Triana considera importante abrir estos espacios para los estudiantes de Diseño Gráfico de Uniatónoma en atención a todo el componente de creatividad y comunicación que esta disciplina tiene para entregarle a estos procesos de reinserción. Además, considera que es necesario que se cumpla la ley 1424, que tiene que ver con un proceso de la verdad en la reconstrucción de la memoria histórica.

En la realización de estos eventos en los que se involucra a los estudiantes del Diseño se hacen con el fin de sensibilizar sobre lo que significa el conflicto y dar respuesta a diversas preguntas como qué se puede hacer para la construcción de paz desde el diseño gráfico.

La directora del programa, Mirna Falcón, también se pronunció sobre cómo el diseñador gráfico puede colaborar en la construcción de paz, ya que “el Diseño gráfico en una disciplina que a través de la imagen busca solucionar problemas comunicacionales, así como ayudar a la transformación del comportamiento de las personas desde diferentes ámbitos como la superación de conflictos”, señaló Falcón.

Con un lienzo de 2 metros por 2 metros, los estudiantes de Diseño Gráfico en compañía del Ilustrador, Julio Verbel, pintaron un mural en el que expresaron su compromiso con la construcción de paz que se tiene desde la academia. Así mismo, el rector Ramsés Vargas Lamadrid asistió para apreciar la creación de los estudiantes y decidió darle su toque con un par de pinceladas.

Publicado en Noticias Generales

Barranquilla, 19 de abril de 2017. Hasta el 30 de abril estará abierta la convocatoria en la web www.manosalapaz.com para que los estudiantes de la Universidad Autónoma del Caribe se postuen al programa ‘Manos a la Paz’, iniciativa liderada por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y la Alta Consejería para el Pos-conflicto, en convenio con la institución, con el objetivo de acercar a los jóvenes a las realidades sociales relacionadas con el posconflicto.

“Este programa se trata de abrir un espacio de prácticas para que los estudiantes puedan ir a los territorios en los que hubo conflicto y realicen su prácticas profesionales en el marco de los proyectos del PNUD”, explica Claudia Riveros, directora del Centro de Altos Estudios para la Paz y Clínica Jurídica.

Según Riveros, esta experiencia les cambia a los estudiantes la percepción sobre la realidad colombiana y conocen de primera mano el proceso histórico que vive el país.

Los estudiantes interesados deben estar cursando semestres de séptimo en adelante y no tener problemas disciplinarios, entre algunos otros requisitos.

En total van 20 estudiantes que han hecho parte del programa. En el anterior periodo se fueron 5 y actualmente hay 15 estudiantes de Uniautónoma en municipios de las regiones de Colombia llevando a cabo trabajos dentro de las comunidades que sufrieron los rigores del conflicto armado y que necesitan el aporte de futuros profesionales en sus áreas del conocimiento.

Dentro de su labor como universidad pionera en trabajos sobre la paz en las regiones, la Universidad Autónoma, en cabeza del rector Ramsés Vargas Lamadrid, firmó un convenio con el PNUD para que los estudiantes puedan vivir estas experiencias durante los cuatro meses que duran las estancias en los municipios asignados.

Después de que los estudiantes se postulan, cumplen los requisitos y superan el proceso de selección, son asignados a ejercer labores que tienen relación con sus programas académicos. Ese periodo de cuatro meses es convalidado como prácticas.

Dos ejemples destacables son los de Joyce Martínez y Paula Alzate, estudiantes de Arquitectura de la Universidad Autónoma, asignadas por el PNUD al municipio de Bagadó (Chocó). Ellas tuvieron a su cargo dos proyectos, uno sobre infraestructura educativa social en convenio con el ministerio de Educación, donde realizaron un diagnóstico del estado de las escuelas rurales. “El otro proyecto fue una estrategia de fortalecimiento institucional del PNUD, donde servimos de apoyo a las asociaciones de mujeres y jóvenes para alentar al trabajo y mejorar los canales de comunicaciones entre ellos y los entes públicos”, explicó Joyce.

Según Lenys Maturana, presidenta de la Asociación de Mujeres Emprendedoras de Bagadó “Estamos muy contentas con la ayuda que nos han venido prestando las estudiantes de Manos por la Paz. Cada ocho días nos reunimos para coordinar las actividades y los resultados han sido buenos”.

 

Infografía

Publicado en Noticias Generales

‘Cartas para la reconciliación’, iniciativa que busca enviar mensajes a guerrilleros en zonas de concentración, contó con la participación de los estamentos de la institución.

“La paz no es una meta, es un camino”, “Somos hermanos, todos merecemos una segunda oportunidad”. Mensajes como estos escribieron estudiantes y empleados de la Universidad Autónoma del Caribe durante el evento ‘Cartas para la reconciliación’, llevado a cabo este jueves en la plazoleta de la institución.

Algunos se acercaron a escribir mensajes en un cartel blanco, mientras que otros redactaron cartas que les serán entregadas a los guerrilleros de las Farc que se encuentran concentrados en las Zonas Veredales Transitorias de Normalización, destinatarios a los que quieren llevarles una voz de apoyo.

El rector Ramsés Vargas Lamadrid se vinculó a la invitación con un mensaje para los guerrilleros de las Farc: “La historia de los pueblos se escribe a diario. Hoy asistimos a un momento clave en el que nuestra sociedad se prepara para darles una oportunidad a quienes por los azares de la vida terminaron en la ilegalidad. Ustedes tienen el compromiso de aportar a la construcción de un nuevo país, y nosotros, de brindarles las herramientas para que ejerzan su ciudadanía. Ese momento ha llegado”.

Durante la jornada la líder de la iniciativa y egresada de Diseño Gráfico, Carolina Consuegra, de 22 años, recibió a los estudiantes que quisieron enviar los mensajes. “Esta idea nació de un grupo de jóvenes del Valle del Cauca y en colaboración con estudiantes de diferentes universidades se ha podido llevar a cabo este proyecto por la reconciliación con el fin de entregar estas cartas personalmente a los grupos de desmovilizados de las Farc en los sitios de concentración”, explicó.

El objetivo de esta idea es crear espacios de paz para que los guerrilleros se sientan bienvenidos y que tengan oportunidades de hacer el bien a la sociedad de la que alguna vez salieron. “Esto puede ser un mensaje de aliento, de renovar su vida y las decisiones que han tomado. La idea es que ellos sientan que hay personas que creen en ellos. Somos la generación del cambio, qué bonita manera de representar no sólo a los jóvenes sino a la sociedad colombiana, que espera un cambio para el país”, dijo la egresada.

Claudia Riveros, directora del Centro de Altos estudios para la Paz y Clínica Jurídica, ratificó con esta iniciativa el compromiso de la Universidad Autónoma del Caribe como pionera no sólo de la región sino a nivel nacional en materia de construcción de paz. “Cuando los estudiantes golpeen la puerta de la universidad queremos facilitarles estos espacio. Creemos que esta es la manera de empoderarlos como agentes juveniles para la construcción de paz. A veces se piensa que es solo un asunto que compete al gobierno, y no es así. La juventud debe ser protagonista”.

Riveros expresó que la idea es que la universidad mantenga sus líneas misionales dirigidas a los asuntos de la paz. “Y, sobre todo, trabajando en algo fundamental para la academia, que es la pedagogía para la paz. No sabemos cómo será lo que viene, por eso hay que abrir las almas y los corazones en camino a la reconciliación y la convivencia”.

Publicado en Noticias Generales

Docentes investigadores de la Universidad Autónoma del Caribe pertenecientes a los programas de Dirección y Producción de Radio y TV y Comunicación Social - Periodismo, entregaron equipos electrónicos a la comunidad desplazada y víctima del conflicto armado en Colombia de La Bonga, perteneciente al corregimiento de San Basilio de Palenque (Bolívar), con el fin de contribuir a los procesos de dignificación y recuperación de la memoria histórica.

Para la entrega de estas herramientas tecnológicas el grupo de investigadores viajó en el barrio de San Rafael, de La Bonga, donde se reunieron en la casa comunal para donar un computador portátil de última generación y una impresora multifuncional. En el encuentro participaron 22 personas, líderes de toda la comunidad desplazada que recibieron con un sentimiento de gratitud las ayudas que les ofreció la universidad.

Al respecto, Martha Romero, integrante del grupo de investigadores y docente de la universidad, comentó que “el trabajo de la institución no se queda sólo en las aulas contando la experiencia de un proyecto de investigación, sino que también se preocupa por la comunidad y su bienestar. Adicionalmente, les brindaremos un apoyo jurídico”. Un logro que es resultado del acompañamiento integral que desde todas las áreas institucionales como la Vicerrectoría de Extensión y Proyección Social y la Vicerrectoría de Investigación y Transferencia, se continuará gestionando como aporte a los procesos de paz de todas las comunidades afectadas por el conflicto armado.

La entrega de estos equipos se da en el marco de la alianza entre Uniautónoma y el Centro Nacional de Memoria Histórica junto al Colectivo de Comunicaciones Kucha Suto de San Basilio de Palenque. Un escenario donde se han desarrollado diferentes proyectos de investigación con los habitantes de La Bonga para impulsar un proceso de dignificación de sus víctimas dentro del proceso de contar, como caso emblemático, lo sucedido en esta comunidad, la cual es población afro y atraviesa por daños colectivos, desplazamiento forzado y reintegración en otra comunidad.

De la misma manera, esta ayuda tecnológica también es producto del compromiso asumido por la Uniautónoma el 9 de septiembre de 2016 en el marco del evento Pensando el Siglo XXI. Allí se desarrolló un foro con el Centro de Altos Estudios para la Paz con el fin de acercar la academia a procesos que tuvieran que ver con el posconflicto, llamado ‘Academia para la Paz’, donde participaron habitantes de La Bonga, contando el proceso que ha venido desarrollando la Uniautónoma encaminado a construir un escenario de paz.

Uno de los invitados fue el señor Primitivo Pérez, quien habló de las necesidades por las que atravesaba su comunidad para continuar el proceso de reparación colectiva: “A veces no tenemos cómo sacar una fotocopia, debemos caminar muy lejos. Tampoco tenemos acceso a Internet, lo cual nos impide revisar la información que se nos manda desde el Centro Nacional de Memoria Histórica”.

Ante la falta de recursos tecnológicos, el vicerrector administrativo Pedro Sierra en diálogo con el rector Ramsés Vargas Lamadrid, decidió otorgar recursos materiales que sirvieran como herramienta para que la comunidad de La Bonga pudiera continuar con sus procesos de diagnóstico sobre los daños ocurridos y la divulgación de sus historias al resto del país y las futuras generaciones.

La comunidad tenía documentos archivados que se encontraban en mal estado y fotografías deterioradas. “La idea de construir una memoria es que pueda registrar todos los hechos y documentos que se tengan, desde donde se pueda contar la realidad tal y como fue vivida, para que los demás podamos aprender y no se vuelva a repetir. Desde ahora comenzarán a digitalizar todos sus archivos para poderlos transferir y divulgar e, incluso, diseñar en todo tipo de formatos de lectura multimedia”, agregó la docente Romero.

El equipo de investigadores de Uniautónoma está conformado por un antropólogo, un sociólogo, un comunicador social y un filósofo. Un hecho que ha permitido desde la interdisciplinariedad trabajar el proyecto del ‘caso emblemático de memoria histórica’ no sólo para contar la memoria, sino para encontrar dispositivos culturales que apoyen el proceso de la memoria, así como nuevas formas de narración para que la gente conozca la experiencia que las comunidades han vivido producto de la violencia en Colombia.

Finalmente, Romero afirmó que “nosotros no sólo estamos apoyando a la comunidad para que cuente su historia, sino que la Universidad Autónoma está haciendo dignificación de las víctimas. Aquí no nos quedamos en narrar como un elemento de investigación, como una forma de descubrir información, sino en cómo la investigación puede dignificar a las víctimas como personas, ayudándolas a que sigan avanzando dentro de sus procesos de desarrollo y mejoramiento de su calidad de vida”.

Publicado en Noticias Generales

Barranquilla, 3 de febrero de 2017. Una delegación de estudiantes y directivos de la Universidad Autónoma del Caribe participa en las conferencias y actividades que se llevan a cabo en el marco de la Cumbre de Premios Nobel de Paz, que tiene lugar en Bogotá con la presencia del Presidente de la República Juan Manuel Santos.

El rector Ramsés Vargas Lamadrid, la Directora del Centro de Altos Estudios para la Paz, Claudia Rivera; la Directora de la Oficina de Relaciones Internacionales, Roxana Buitrago; el Decano de la Facultad de Ciencias Humanas, Carlos Ramos y 10 estudiantes de diferentes programas, se encuentran en la capital del país, donde han podido compartir experiencias con algunos de los premios Nobel de Paz.

Premios Nobel de Paz como Jody Williams, Rigoberta Menchú, Oscar Arias y José Ramos-Horta, entre otros, son algunos de los participantes en la cumbre, que alcanzó 7.000 participantes.

Para Claudia Rivera, del Centro de Altos Estudios para la Paz, la experiencia de escuchar de primera mano a los premios Nobel de Paz constituye una oportunidad invaluable de estar en contacto con aquellos que dejaron huella en la historia.

“El Centro de Altos Estudios para la Paz ha acompañado la delegación y ha estado con los jóvenes durante estos días. Venimos trabajando hace tres años en este tema. Se hizo la convocatoria abierta para los estudiantes de la universidad, en la cual debían manifestar su inquietud en el tema de paz y reforzar su candidatura respondiendo la pregunta de cómo puede la juventud aportar a la construcción de paz del país”.

Los estudiantes que asistieron hacen parte del programa ‘Liderar como ejemplo’, una iniciativa destinada para jóvenes adscrita al programa de juventud de la cumbre, la cual reúne a 600 jóvenes de 290 países del mundo. Dentro de esa gran delegación está invitada Uniautónoma, siendo esta la segunda vez que un equipo de la institución asiste al evento. Barcelona fue la sede de la edición pasada, donde también participó la universidad.

Según Roxana Buitrago, de la Oficina de Relaciones Internacionales (ORI), la idea es que estas misiones redunden en nuevos y mejores convenios para la universidad, no sólo con otras instituciones académicas, sino con fundaciones o ONG, y que en un futuro puedan impactar el currículo.

“Desde la oficina mantenemos esta relación con el secretario general de la cumbre de los premios los premios Nobel, con sede en Roma. En esta cumbe la dinámica es que en la mañana se llevan a cabo las sesiones plenarias y por las tardes los estudiantes y nosotros como profesores vamos a talleres que lidera este programa, hemos asistido a almuerzos con los nobel, con rectores de otras universidades y líderes de ONG, así como activistas”, explicó Buitrago.

 

Publicado en Noticias Generales

Con la participación de 26 instituciones de educación superior afiliadas a Asiesca, se realizó la Asamblea General en las instalaciones de la Autónoma. Rectores y directivos hablaron sobre los retos de la globalización y el futuro de la educación en la región Caribe. 

Publicado en Noticias Rectoría
.
  1. GALERIAS
  2. NOTICIAS DEL LA U