solicitar informacion boton

 
 
 
 
 
 
 

Vigilado MinEducacion

VIGILADA MINEDUCACIÓN
.

“Para tener una ciudad sostenible tiene que haber ciudadanos sustentables”

Viernes, 03 Noviembre 2017 10:56
Valora este artículo
(2 votos)

Barranquilla, 2 de noviembre de 2017. El cambio climático y la alteración de la huella ambiental a nivel mundial están obligando a repensar el papel que tiene que jugar la humanidad para frenar el impacto que está teniendo sobre el efecto invernadero y su afectación a la biodiversidad.
En ese sentido, la Universidad Autónoma del Caribe realizó el congreso y seminario Arquitectura y Ciudades Sostenibles, como un aporte a las comunidades en la apropiación de conocimientos necesarios, que ayuden a mitigar el problema.
Uno de los ponentes del VIII Congreso Internacional del Programa de Arquitectura fue el mexicano José Luis Cortés Delgado, maestro en urbanismo, miembro número de la Asociación Mexicana de Urbanistas y elegido presidente de la Federación de Colegios de Arquitectos de la República Mexicana.
Dentro de su ponencia, el arquitecto Cortés manifestó que “para tener una ciudad sostenible tiene que haber ciudadanos sustentables” y explicó que “es necesario que las personas entiendan que tienen que hacer un uso óptimo de los recursos, como el agua y la energía; incluso de los alimentos y la basura”.
Otro de los aspectos que determinan la sostenibilidad de las ciudades, según Cortés, es la definición de los lugares aptos para el desarrollo urbano.
“Uno tiene que encontrar, a través de los planes de desarrollo urbano, cuáles son las zonas adecuadas para que la población se pueda asentar, y así evitar que lo hagan en zonas de riesgo, como a orillas de ríos y laderas, o en suelos que no son aptos”, dijo el arquitecto mexicano.
Sobre Barranquilla, Cortés indicó que había tenido de recorrer una parte y señaló que le encantó “por su contexto natural, a lo largo del río Magdalena”, pero hizo una crítica al desarrollo urbanístico de la ciudad en tres aspectos: el crecimiento descontrolado, las zonas verdes de espacio público y el uso de los andenes.
“El crecimiento de la ciudad en las últimas décadas ha traído un problema severo de movilidad. Los automóviles invaden las calles y sobre todo los andenes, que están todos llenos de agujeros como si los hubieran bombardeado. No puede uno caminar por las calles y las ciudades son para los peatones, no para los automóviles”, expresó.
El otro aspecto que le preocupó al maestro en urbanismo, es cómo equilibrar el medio físico construido con el medio natural: “la adecuación de los camellones y las zonas verdes, con lo que requiere la ciudad con la flora idónea para embellecer la ciudad”.
“Barranquilla podría lograr ser una ciudad muy bellas si todos los habitantes le pusieran más cariño y entendieran que la ciudad es una extensión de su casa. El espacio público es lo que más puede elevar la calidad de vida en una ciudad”, finalizó.

Visto 269 veces
.
  1. GALERIAS
  2. NOTICIAS DEL LA U