MENÚ
VIGILADA MINEDUCACIÓN
SNIES 1804
+57 3853400

La participación de la Universidad Autónoma del Caribe en el embellecimiento de Barranquilla es continua, por eso, esta vez, invita  a la comunidad académica a postularse al concurso Renovar los Callejones del Centro – Barranquilla, a través del Observatorio de Renovación Urbana, ORU.

 

El objetivo de esta competencia es llevar a cabo una de las acciones para la recuperación del centro histórico de esta capital, una problemática crónica en el área, por lo que se busca propuestas asertivas. En otras palabras, Renovar los Callejones del Centro – Barranquilla está buscando servir como semillero e incubadora del talento joven en urbanismo, ofreciendo experiencia directa para potenciar planes y proyectos reales a través de un espacio participativo.

 

La iniciativa proviene del Banco Interamericano de Desarrollo – BID- y está orientada a futuros Ingenieros, arquitectos, urbanistas, planificadores y/o diseñadores urbanos; ambientalistas, sociólogos, geógrafos; economistas o estudiantes de disciplinas afines.

 

También tendrán oportunidad de participar los profesores universitarios y es conformando grupos multidisciplinares con estudiantes de los programas de Arquitectura, Diseño de Espacios, Diseño Gráfico, Administración de Empresas Turísticas y Hoteleras e Ingenierías (de séptimo a décimo semestre), para ser parte de este reto.

 

Cada grupo debe estar integrado por mínimo cuatro personas y máximo seis. Debe haber dos mujeres, mínimo. Todos deben tener un promedio general de 3.8 para poder participar.

 

Las inscripciones se cierran este lunes 7 de septiembre de 2020, con el fin de generar propuestas que puedan ser incluidas en la convocatoria del BID, debido a que ésta cierra el día 25 de septiembre del presente año.

 

Al postularse, los equipos deben adjuntar la información de cada uno de sus integrantes, es decir, copia del volante de matrícula o certificado expedido por la universidad, en PDF o JPG, que acredite que se encuentra matriculado, al momento de la inscripción.

 

De igual manera, cada equipo deberá solicitar una carta aval o comunicado oficial de la universidad, ante el gestor del ORU, donde se autorice su participación en el concurso. JSN

 

Publicado en Noticias Generales

A casi dos años de que comience el Mundial de Fútbol Catar 2022 Darío Cadavid, un egresado de Arquitectura de la Universidad Autónoma del Caribe, es el que se ha encargado de materializar ese sueño de llevar el torneo de naciones más importante del mundo a un país con un clima hostil. 

 

Cadavid se ha convertido en un referente del programa de Arquitectura de nuestra institución. Por más de 10 años ha estado trabajando en la construcción de los estadios, primero como gerente de proyectos demostrando que las sedes pueden enfriarse aún en época de intenso calor, y ahora como director de Infraestructura de las sedes, supervisando que todos los cronogramas se estén cumpliendo como se habían programado.

 

Hace algunos años el egresado estuvo de regreso en su institución dictando la conferencia ‘Sostenibilidad en Espacios Deportivos Qatar 2020’, en la que habló sobre los puntos a favor que ese país para la realización de la Copa Mundial, a diferencia de otros que ya han acogido mundiales.

 

“Se dará en un territorio muy pequeño, donde el estado más lejano estará a 40 kilómetros, por lo que en un mismo día se podrá ver dos e incluso tres partidos, a diferencia de Brasil, donde estar en dos estadios al mismo tiempo es algo imposible”, señaló el arquitecto.

 

A nivel ambiental, durante el torneo mundial de fútbol habrá menos emisión de carbono, ya que las personas utilizarán menos transporte aéreo. “El objetivo es compensar desde ahora todas las emisiones de carbono que van desde aquí hasta el 2022, lo cual es beneficio para el mundo”, explicó.

 

Darío Cadavid egresado de Arquitectura, 2.jpg

 

Según Cadavid, se ha incrementado la oferta de empleos, lo cual ha generado condiciones óptimas de hospedaje. “En Catar se han abiertos nuevos aeropuertos, se está construyendo un metro. Queremos un desarrollo que sea útil a largo plazo, por eso se están organizando lugares de entretenimiento para los turistas donde puedan experimentar la cultura”, apuntó.

 

El egresado también considera que los estadios deben ser creados como escenarios deportivos multidisciplinares, es decir, que no se usen sólo para una sola disciplina. "La idea es construir estadios que tengan diferentes usos al fútbol o que tengan un uso reducido para participación local en el futbol y la silletería desmontable pueda ser donada a países en desarrollo”, dijo al auditorio.

 

El Mundial de Catar está previsto comenzar el 21 de noviembre y terminaría el 18 de diciembre, una fecha atípica, ya que casi siempre se juega a mediados de año.

 

Recientemente, nuestro egresado dio una entrevista al diario El País, de Cali, en la que habla del avance en las obras, las novedades del evento, la refrigeración, la situación por la pandemia de la COVID-19 y el transporte, entre otros temas. La Universidad Autónoma del Caribe reproduce la entrevista completa:

 

¿Se ha cumplido el cronograma que se había establecido para la construcción de los estadios?

Más del 85% de los proyectos de la Copa Mundial 2022 en Catar están terminados y progresan dentro del presupuesto y el calendario. Tres estadios han sido terminados, el Khalifa Internacional, Al Janoub y Ciudad de la Educación en orden cronológico, y tenemos planeado terminar dos más antes de finalizar este año. Los estadios restantes mantienen sus programas de entrega para 2021, mucho antes de que ruede el primer balón en noviembre de 2022.

 

¿Qué novedades verán los aficionados que asistan al Mundial de Catar en cuanto a los estadios, comparados con los de Europa o de otros países del mundo?

Una característica innovadora y especial de los estadios es el lenguaje arquitectónico de cada uno de ellos, que integra elementos de la cultura árabe, el contexto local, la comunidad donde se encuentran ubicados o la visión del país como entidad organizadora del evento deportivo más grande del mundo. Cada uno de ellos contará una historia diferente sobre Catar y el mundo árabe a los aficionados. Esto, unido a la hospitalidad que caracteriza a la región, garantizará a los fans una experiencia excepcional en 2022.

 

Estadio Al Janoub.jpg

 

¿Qué tan distantes estará un estadio de otro?

Los dos estadios más cercanos, Al Rayyan y Ciudad de la Educación, están a solo unos minutos de distancia, y los dos más alejados, Al Janoub y Al Bayt, están a tan solo una hora. Esta naturaleza compacta del Mundial permitirá a los aficionados asistir a más de un partido al día durante las primeras fases del Mundial. Todos los estadios están ubicados estratégicamente en distintos lugares de Catar, y cada uno proporciona un punto de acceso único desde el cual los aficionados pueden explorar el país y aprender sobre la cultura y las tradiciones árabes.

 

¿A través de los estadios Catar enviará algún mensaje al mundo?

Catar ha puesto bastante énfasis en el legado de los estadios, asegurando que el Mundial no deje ‘elefantes blancos’ después de su culminación. Cada uno de los estadios ha desarrollado un plan de conversión y uso después del torneo, en algunos casos servirán a la comunidad universitaria (Ciudad de la Educación), otros serán utilizados para los partidos de la liga local, mientras sus zonas externas estarán al servicio de la comunidad (Al Bayt, Al Janoub y Al Thumama) y, en otros casos, como el Estadio Ras Abu Aboud, será desmantelado utilizando la infraestructura del área para futuros desarrollos, mientras el estadio puede ser reensamblado en países que necesiten infraestructura deportiva.

 

¿En materia de transporte habrá un rápido servicio para los hinchas?

El recién terminado Metro de Doha conectará la mayoría de las sedes del Mundial, proporcionando una experiencia de transporte cómoda para los aficionados y permitiéndoles ver más de un partido al día. Además, los tranvías ligeros en la Ciudad de Lusail y la Ciudad de la Educación, y los servicios de autobús lo complementarán. La sostenibilidad también ha sido un tema central, en donde todos los estadios han sido certificados con altas calificaciones. Como parte de los sistemas innovadores en los estadios también destacan sus sistemas de enfriamiento y ventilación, elementos únicos que no se incluyen en muchos estadios del mundo.

 

¿Ese tema, el de la ventilación y refrigeración, está garantizado teniendo en cuenta el calor en Catar durante el Mundial?

Está completamente garantizado. Las temperaturas medias que se esperan en Catar para la época del Mundial, entre noviembre y diciembre, son de aproximadamente 24 grados Celsius y aunque los estadios cuentan con sistemas mecánicos de ventilación y enfriamiento, quizás estos no tengan que ser utilizados durante el torneo. Ya probamos esta tecnología durante la inauguración del Estadio Internacional Khalifa y del Estadio Al Janoub, y fue todo un éxito.

 

¿Todos los estadios cuentan con ese sistema de ventilación?

Sí, excepto el Ras Abu Abu; la razón por la que este no lo tiene es porque no será utilizado como escenario deportivo después del Mundial, pues está diseñado para ser desmantelado y trasladado a otro lugar. Todos los demás estadios cuentan con sistemas de climatización, ya que serán utilizados como escenarios deportivos antes y después de 2022 durante todos los meses del año, incluyendo el verano en Catar. Estos sistemas son, además, parte del legado de Catar 2022, pues esta tecnología puede ser compartida con otros países que tengan climas similares al de Catar.

 

¿Habrá otras áreas cercanas a los estadios que tendrán ventilación?

Las áreas que rodean los estadios no tienen sistemas mecánicos de ventilación; sin embargo, sus entornos están diseñados con sistemas de ventilación pasiva en los que ofrecen áreas sombreadas, superficies con vegetación que disminuyen la radiación solar y otras características que hacen que peatones y espectadores puedan disfrutar de los alrededores. En algunos casos, como el estadio de Al Bayt, ubicado en la ciudad de Al Khor, está rodeado por un parque público que ya fue inaugurado y cuenta con muchas áreas de recreación y esparcimiento.

 

Estadio el Khalifa.jpg

 

¿Se podría decir que Catar está lista en cuanto a infraestructura para acoger el Mundial 2022?

La infraestructura está casi lista, ya que muchos proyectos han sido terminados o se encuentran en sus fases finales de construcción. Un ejemplo a destacar es el Metro, que fue inaugurado el año pasado, así como muchas autopistas y redes viales que se encuentran ya en operación, mientras otros proyectos del sector privado y público continúan en etapas avanzadas. Cabe destacar que la infraestructura planeada y en desarrollo en Catar no es solo para la Copa Mundial en 2022, todos los proyectos forman parte del Plan Nacional 2030 que delinea la visión y objetivos de desarrollo del país no solo en áreas de infraestructura, sino también socioeconómicas, culturales y de sostenibilidad.

 

¿Es posible implementar este sistema de refrigeración en otros estadios cuando el verano es fuerte, como el europeo por ejemplo?

Definitivamente, los principios de diseño de los sistemas de ventilación utilizados en los estadios en Catar pueden ser implementados en muchos otros estadios del mundo. Clave de estos principios es la parte sostenible, en donde se logra reducir las demandas de energía a través del diseño de sistemas pasivos —cubiertas, fachadas, materiales que controlan la radiación, etc.— que hace que se reduzcan las temperaturas del ambiente exterior, antes de llegar a la activación de sistemas mecánicos de enfriamiento y ventilación. Estos sistemas forman parte del legado de Catar a nivel local y global.

 

¿La pandemia en qué afectó los trabajos que se venían haciendo?

La pandemia ha tenido un impacto global y Catar no ha sido la excepción; sin embargo, todos los programas y cronogramas de proyectos de infraestructura han implementado medidas de contingencia, de manera que los trabajos puedan ser entregados en las fechas planeadas. Todas las obras requeridas para el 2022 van a ser terminadas a tiempo y todos podremos disfrutar del mejor Mundial de la historia.

 

¿Qué pasos se siguieron para evitar que el coronavirus afectara los trabajos?

Se implementó una estrategia de mitigación proactiva y robusta al comienzo de la crisis, que contribuyó significativamente a reducir la propagación de Covid-19 entre la fuerza laboral en nuestros proyectos. También anunciamos recientemente la finalización del Estadio Ciudad de la Educación, la tercera sede terminada para la Copa Mundial, y planeamos inaugurar dos estadios más a finales de año.

 

¿Usted participa en otras áreas que tienen que ver con la puesta a punto de Catar para el Mundial?

Mi trabajo en Catar siempre ha estado vinculado a diferentes áreas relacionadas a la infraestructura para el Mundial. Primero hice parte de la candidatura para el Mundial como Gerente de Proyectos del prototipo que demostró la viabilidad de poder enfriar los estadios de manera sostenible durante el verano, logrando temperaturas en cancha y tribunas de alrededor 26 grados celsius. Una vez el Mundial fue adjudicado a Catar, estuve como responsable de la gerencia de diversos proyectos, incluyendo el diseño de los estadios con todas sus disciplinas técnicas que estos procesos conllevan.

 

¿Su influencia fue más en el tema de refrigeración de los estadios?

No, estuve en varios cargos. También fui responsable de las áreas de sostenibilidad y medio ambiente, seguridad, contratación de proyectos de construcción, y desarrollo e implementación de estrategias técnicas, entre otras. Actualmente, como director de Infraestructura de la Copa Mundial, soy responsable de todas las instalaciones temporales que requiere un evento de esta magnitud.

 

¿Lo han llamado a trabajar de otros países, o de Colombia, por ejemplo, para proyectos similares?

Llevo ya más de 10 años vinculado a este proyecto en Catar y algunas oportunidades de trabajar en otros países se han presentado, sin embargo, la complejidad y los retos que presenta preparar una Copa Mundial en un país como Catar ha hecho que mi interés y compromiso se mantengan a través del tiempo. Al final, será un logro importante a nivel personal y profesional poder culminar exitosamente todos mis esfuerzos siendo parte de la Copa Mundial de la Fifa en Catar en 2022 hasta el silbato final. Será una experiencia inolvidable. *Con información del diario El País, de Cali.

 

Publicado en Noticias Generales

A principio de 2020, fue anunciada una serie de eventos diseñada para hacerle homenaje al tradicional Barrio El Prado, de Barranquilla, por sus 100 años de haber sido fundado. Prado 2020 es el nombre de la estrategia diseñada para tal fin, pero tanto el Coronavirus como la Cuarentena hicieron que los planes cambiaran.

 

No obstante lo anterior, Uniautónoma no podía pasar por alto esta oportunidad de compensar la interrupción del justificado homenaje a este sector tan representativo de la ciudad. Fue, así que desde nuestro programa de Arquitectura se organizó y llevó a cabo -el pasado 19 de junio- la conferencia virtual Barrio El Prado: Cultura, Paisaje e Inclusión.

 

A las 9:00 de la mañana se dio inicio a esta videoconferencia, a través de la plataforma Meet, con la participación del docente Salvador Coronado Cepeda, el fotógrafo Gabriel Diago y la secretaria de Cultura, Patrimonio y Turismo del Atlántico, María Teresa Fernández.

 

Con ellos también participaron la jefe de Patrimonio de la Secretaría de Cultura, Patrimonio y Turismo, Claudia Galvez; Juan Pablo Mestre, del Archivo Histórico del Atlántico; el pintor Mario Malabeth, el geólogo Javier Becerra y la también docente Zulma Buendía.

 

Si bien, esta jornada académica no contó con muchas de las muestras programadas y anunciadas desde finales de febrero, como las exhibiciones fotográficas y conversatorios, fue una charla abierta a todo los interesados en la materia, estudiantes, egresados y profesionales de toda la ciudad y la región.

 

Era necesario este despliegue, pues “se trata de un espacio en el que se conmemoró los 100 años de este sector con las autoridades”, dice Coronado Cepeda.

 

Además de lo anterior, el Barrio El Prado “es una demostración de la riqueza, en este sentido; de un momento en el que esta ciudad lo tenía todo y podía hacer todo. Incluso, pudo hacer un reglamento urbanístico e implementar una serie de servicios públicos al interior de ella. Fue un punto de partida para el crecimiento ordenado de esta capital”, encima Coronado, además magíster en Recuperación Arquitectónica.

 

Para este experto, el barrio El Prado “tiene unas características singulares que hacen singular a quienes vivieron allí y es que no es igual a otra área de la ciudad, pues fue producto de una mezcla cultural que vivía Barranquilla en ese momento. En el sector convivieron familias de Oriente, italianos, franceses, ingleses, americanos y alemanes. Fuera de ese contexto, ellos no podían convivir”, informa.

 

Desde su perspectiva, este sector fue “la primera zona de distención en el mundo, porque en ese entonces se desataron diferentes conflictos en sus países y llegaron a esta parte del mundo a vivir en paz”, sostiene el profesor de tiempo completo.

 

En adición a lo anterior, Coronado menciona que ciertos elementos arquitectónicos son los que permiten identificar el desarrollo de la arquitectura local en los años 20, influenciado por las corrientes dadas en Europa: “las grandes terrazas, los grandes frontones, todos son características de una arquitectura afrancesada, una arquitectura de la libertad”, explica. JSN

Publicado en Noticias Generales

Este miércoles se llevó a cabo por primera vez de manera virtual el Décimo Foro de Estudiantes de Arquitectura de la Universidad Autónoma del Caribe. El evento tuvo como temática central “la arquitectura latinoamericana frente a la crisis de comienzos del siglo XXI”, de la cual, se desprendieron una serie de ponencias de los estudiantes que hacen parte de los cursos de Arquitectura en Colombia y Arquitectura en Latinoamérica.

 

El foro fue moderado por la docente Zulma Buendía, y dio inicio con la participación de los docentes Rosario Cochero y Salvador Coronado, quienes contextualizaron a los estudiantes sobre la importancia de reflexionar acerca de la evolución que ha tenido la arquitectura a través de la historia.

 

La docente Zulma Buendía, expresó que este espacio surgió como “una continuidad filosófica de dos realidades curriculares del programa de arquitectura: del ejercicio de sustentación de los proyectos de diseño en la tipología de evaluación integrada de los exámenes finales de diseño, y de los cursos de diseño y teoría de la arquitectura, para que, a través  de la conceptualización de un discurso analítico, el estudiante logré consolidar un criterio e identidad propia”.

 

La docente emérita del programa de Arquitectura de la UAC añadió que no se puede encontrar la solución del problema urbano-arquitectónico sin unas buenas bases investigativas. “Hay que investigar, ser críticos y buscar respuestas. No hay que tener miedo a la innovación, y sobre todo, no temerle al fracaso, podemos cometer errores pero también podremos sumar esos errores y convertirlos en piezas fundamentales de una solución”, apuntó.

 

Los estudiantes que participaron como ponentes en el foro fueron Leidy Fernández, Michelle Navarro, Valentina Beleño, María Escudero, Carlos Pineda, Dora Sará, Paula Sierra, Laura Villalba, Mateo Jiménez y María Gómez. Cada uno abordó una mirada diferente que llamó a la reflexión en torno al papel que juegan los arquitectos frente a los retos del siglo XXI.

 

El primer ponente fue el estudiante Carlos Pineda, quien tituló su charla “La arquitectura, la creatividad y gestión ante los retos” y habló sobre los antecedentes de las crisis mundiales, las épocas arquitectónicas, su evolución a través de cada época y el compromiso que tiene la profesión del arquitecto de ajustarse a las necesidades que surgen en las comunidades.

 

Seguidamente, la estudiante Leidy Fernández explicó su ponencia sobre los mitos y realidades en la historia de Barranquilla y la influencia que estos han tenido en el día a día de la profesión.

 

Luego, Michelle Navarro expuso los riesgos que corre la naturaleza en el proceso arquitectónico moderno. Según la estudiante, el arquitecto moderno tiene la obligación de crear sin destruir con el objetivo de mejorar el equilibro entre la relación del medio ambiente y la arquitectura.

 

Por otro lado, la estudiante Dora Sará continuó con su ponencia titulada “Los sistemas tradicionales de la arquitectura latina y su importancia en el aprovechamiento energético”. En este espacio, Dora abordó la construcción de proyectos sostenibles con estrategias bioclimáticas y optimización de energía, así como el proceso histórico que ha tenido la arquitectura en Colombia. Además, sostuvo que a pesar de que hoy existen mayores desafíos para los arquitectos, estos cuentan con un mayor número de herramientas para hacer posibles sus ideas.

 

El turno siguiente fue para la estudiante Valentina Beleño con su exposición sobre los grandes maestros de la arquitectura caribeña de mediados de siglo XX junto con las controversias y aciertos en el desarrollo de sus grandes obras arquitectónicas.

 

Por su parte, la ponencia de la estudiante María Escudero se centró en reflexionar a partir del siguiente interrogante: ¿Se está perdiendo el patrimonio de la arquitectura moderna en Colombia?, sobre el cual, concluyó que es difícil encontrar una arquitectura cien por ciento propia, dado que somos una cultura híbrida y en nuestras expresiones culturales siempre encontraremos piezas de cada una de las civilizaciones que influyeron en nuestra creación.

 

El foro continuó con la intervención de la estudiante Paula Sierra, quien habló acerca de la arquitectura contemporánea y la importancia de reflexionar sobre los cambios que ha traído la modernidad para esta profesión.

 

Posteriormente, la estudiante Laura Villalba abordó el quehacer del arquitecto en América Latina. Laura aseguró que hemos crecido redefiniendo nuestro lenguaje arquitectónico y aunque muchos digan que nuestra cultura parece una copia europea, la arquitectura latinoamericana sí tiene su propia identidad. Cuando un país introduce su historia en sus obras arquitectónicas, genera su propia identidad.

 

La estudiante María Gómez tituló su intervención como “La favela, un encuentro cierto con la tristeza y el desamparo urbano”, y profundizó sobre la realidad de las favelas en Brasil.

 

Finalmente, el estudiante Mario Jiménez cerró el ciclo de ponencias con su temática “Globalización vs Región” donde expuso las tareas que tiene la profesión para responder ante los retos desde estas dos perspectivas.

 

El foro finalizó con una sesión de preguntas y unas palabras por parte del docente Alfredo Arrieta, director del programa de Arquitectura, quien felicitó a todos los ponentes por su participación y apuntó que es muy interesante escuchar la opinión de cada estudiante frente a los diferentes temas, pues, “ese es el verdadero propósito de formación que tenemos en la universidad”.

 

“Es importante que nuestros estudiantes entiendan cuál es su papel en este siglo XXI y cómo deben responder a la realidad cambiante en la que vivimos, más ahora con la crisis por la COVID-19. Hay que saber adaptarse a los cambios, reinventarnos y darle un nuevo significado a nuestra profesión. Si somos conscientes y conocemos de dónde venimos, tendremos todas las herramientas para proyectarnos con éxito en el futuro”, puntualizó el docente. VSC

Publicado en Noticias Generales

La Universidad Autónoma del Caribe a través de su programa de Arquitectura y con el apoyo del Observatorio de Renovación Urbana llevaron a cabo la conferencia “Los retos del profesional de la arquitectura en el ejercicio de los avalúos”, en la cual, se tuvieron como invitados especiales a los arquitectos Alfredo Álvarez, Carlos Sánchez y William Figueroa.

 

Alfredo Álvarez es arquitecto, ex presidente de la Sociedad Colombiana de Arquitectos regional Atlántico y miembro de la junta directiva de la Sociedad Colombiana de Arquitectos. 

 

Carlos Sánchez es arquitecto, gerente de Gestión Inmobiliaria Avalúos y Arquitectura S.A.S y miembro de la junta directiva de la Sociedad Colombiana de Arquitectos regional Atlántico.

 

William Figueroa es arquitecto y es el actual director de la Lonja Inmobiliaria de la Sociedad Colombiana de Arquitectos.

 

El moderador de la conferencia fue Pablo Yepes del Observatorio de Renovación Urbana y la intención de este espacio fue incrementar los conocimientos y mostrar las perspectivas de los profesionales en arquitectura sobre los retos a los que se enfrentan en la actividad de los avalúos. Los tres compartieron sus conocimientos, prácticas y las dinámicas en sus ejercicios profesionales para aclarar las dudas de los estudiantes sobre el desempeño del arquitecto en la sociedad.

 

Alfredo Álvarez inició explicándole al público qué es la Sociedad Colombiana de Arquitectos. Esta es una asociación sin ánimo de lucro conformada por un grupo de arquitectos y de la cual pueden participar los egresados de esta profesión que estén interesados.

 

Arquitectos 2 FreePik.jpg

 

La Sociedad Colombiana de Arquitectos (SCA) es socia de la Asociación Colombiana de Facultades de Arquitectura (ACFA), ha participado en varías asesorías a nivel nacional con la Presidencia de la República con relación a la parte de desastres ocasionados por el fenómeno El Niño y las interventorías en las obras de los centros de salud. Esta asociación cuenta con dos eventos importantes que se realizan cada dos años, los cuales corresponden al Congreso Nacional de Arquitectura, del cual Barranquilla fue la sede el año pasado y la Bienal de Arquitectura. Según contó Álvarez, por cuestiones de la crisis sanitaria el proceso de la Bienal está pausado pero desde hace varios meses fueron entregados todos los proyectos y en cuanto se dé la autorización se entrará a estudiar la fecha para realizar el evento en Cartagena.

 

“Nosotros constantemente estamos trabajando por el bien de la comunidad. Nuestra gran fortaleza son las partes de asesoría, avalúos y planes de ordenamiento territorial (POT). Hemos hecho los POT de Malambo y Soledad”, afirmó.
Álvarez considera que uno de los logros más importantes para la profesión fue la creación de la ley 435 de 1998 mediante la cual nació el Consejo Profesional de Arquitectura y sus profesiones afines. Gracias a esta ley la profesión de arquitectura se comenzó a regir de manera independiente.

 

Por su parte, Carlos Sánchez abordó a fondo a qué se dedica la Lonja Inmobiliaria. Esta área es una división de la Sociedad Colombiana de Arquitectos que agrupa a un grupo de arquitectos peritos, en busca de promover los servicios valuatorios a nivel nacional. Fue creada por Asamblea Nacional Ordinaria en Mayo de 2000, y complementada por la Junta Nacional de 2000.

 

Tienen una cobertura nacional con presencia en 27 regionales, cuentan con más de 250 avaluadores inscritos y certificados en la Lonja Inmobiliaria categorizados por su especialidad y experiencia.

 

Dentro de los servicios que ofrece la Lonja se encuentran: avalúos corporativos, administrativos, individuales, comerciales, judiciales, de patrimonio histórico y cultural, certificados de existencia y habitabilidad, reglamentos y administración de propiedad horizontal, peritajes técnicos y gestión ante curadurías urbanas.

 

¿Cómo es el proceso de avalúo?

Sánchez compartió cuáles son los pasos para realizar este proceso:

1. Visita al predio motivo del avalúo por parte de los arquitectos avaluadores asignados.

2. Registro fotográfico, soporte del avalúo y documentos anexos.

3. Análisis del entorno, normatividad, condiciones físicas y económicas.

4. Estudio del mercado.

5. Aplicación de las metodologías para la determinación del valor.

6. Entrega del informe técnico al comité de avalúos.

7. Elaboración de actas de aprobación de los avalúos revisados (únicamente para avalúos corporativos).

8. Firmas del representante legal de la Lonja de la SCA y/o del arquitecto avaluador.

9. Entrega del avalúo con base en el decreto 1420 de 1998 y la resolución 620 de 2008, normativa que cita la elaboración de avalúos en materia de arquitectura a edificaciones facultando legalmente a los arquitectos para ejercer la actividad de avaluadores.

 

Con la expedición de la ley 1673 de 2013 y su decreto reglamentario 0556 de 2014, se crearon las ERA (Entidad Reconocida de Autoregulación) y el RAA (Registro Abierto de Avaluadores) válidas para que los arquitectos puedan ejercer como avaluadores en las siguientes categorías: inmuebles urbanos, inmuebles rurales, recursos naturales y suelos de protección, obras de infraestructura, edificaciones de conservación arqueológica y monumentos históricos, inmuebles especiales, maquinaria fija, equipos y maquinaria móvil, maquinaria y equipos especiales, obras de arte, orfebrería, patrimoniales y similares, semovientes y animales, y activos operacionales y establecimiento de comercio.

 

Por otra parte, William Figueroa ahondó en la descripción del papel y las posibilidades profesionales que adquieren los arquitectos si se inclinan por laborar como avaluadores.

 

“En los diferentes campos de acción del arquitecto hay una competencia feroz. A nosotros como avaluadores nos corresponde la preparación desde lo cualitativo, normativo y cuantitativo, es un compromiso que adquirimos con la responsabilidad de querer ser peritos. Esto va mucho más allá de los conocimientos adquiridos en la carrera y los currículums”, sostuvo el experto.

 

Figueroa abordó el tema del catastro multipropósito, que según él, es una palabra que engruesa diferentes alternativas de valoración desde lo urbano hasta lo rural pasando por todas las categorías mencionadas anteriormente. “Todo se enmarca en esa necesidad. Naturalmente esto nos lleva a que todo nace de lo rural. A mí me fascina hablar de lo rural porque desde ahí nace todo, los desarrollos urbanos y el valor de la tierra. De la combinación entre lo rural y la expansión urbana nace lo urbano”, aseguró.

 

Figueroa planteó que lo urbano tiene un carácter obligatorio, todos los días nos estamos expandiendo. Las áreas de lo urbano están en constante crecimiento en busca de tomar las zonas regionales y las posibles áreas de desarrollo.

 

Arquitecta FreePik.jpg

 

Los bienes rurales que hacen parte del Atlántico son más de 14 mil. De esta cifra, los que están explotados y utilizados son aproximadamente 2.500, es decir, cerca del 15% de todas las tierras que se podrían explotar en el departamento, según indicó el experto.

 

“Tenemos un trabajo desde la profesión de arquitectos con una formación académica para lo urbano que pide trasladarnos y ampliar nuestro conocimiento para fundamentarlo dentro de lo que pertenece a lo rural de este proyecto multipropósito del Gobierno Nacional. Somos 77 mil arquitectos en el país, 1.638 están inscritos en la SCA y tenemos un gran marco de oportunidades con esta profesión de los avalúos”, señaló el arquitecto.

 

Los tres profesionales en arquitectura finalizaron la conferencia invitando a los estudiantes, profesionales y participantes de la charla a que se motiven a investigar y estudiar sobre los avalúos, los grandes retos que acarrea laborar en esta área y las oportunidades que ofrece en el país. VSC

 

Publicado en Noticias Generales

En 2020, el barrio El Prado –de Barranquilla- cumple 100 años de haber sido creado, motivo por el cual se avecinan una serie de homenajes y una avalancha de datos desconocidos sobre lo que fue la primer área urbanizada en Latinoamérica.

 

La Universidad Autónoma del Caribe no es ajena a esta ocasión, por lo que, en marzo, dará inicio a una secuencia de actividades bajo el nombre de ‘Prado 2020’, liderada por su facultad de Arquitecturas, Arte y Diseño y su programa homónimo.

 

“Prado 2020 es una experiencia académica, un espacio en el que todos los programas de arquitectura de la ciudad llevarán a cabo unas acciones de tipo académico, con las que se conmemorará los 100 años de este sector. Además de Uniautónoma, participará la Universidad de la Costa, CUC; la Universidad del Norte y la Universidad del Atlántico”, dice nuestro docente del programa antes mencionado, Salvador Coronado Cepeda.

 

Muestras fotográficas y conversatorios harán parte de este homenaje, el cual incluye un recorrido, “como siempre se da en los inicios de cada semestre, para que los estudiantes conozcan el patrimonio tangible e intangible de la ciudad, siendo también un ejercicio que ha permitido que se tome conciencia al respecto”, agrega Coronado Cepeda, arquitecto.

 

El Prado.jpg

 

De hecho, lo anterior ya viene enlazado al pensum de la unidad académica mencionada, pues eso es lo que se aprende en la asignatura de “Restauración, que se viene trabajando desde hace 4 semestres, para tener productos que permitan mostrarle a la comunidad actividades que desarrollan los estudiantes, a favor de la salvaguarda del patrimonio”, añade Coronado, siendo también especialista es Estudios Pedagógicos.

 

Prado 2020 se da por lo que significa este vecindario para Barranquilla y para los arquitectos, ya que “es una demostración de la riqueza, en este sentido; de un momento en el que esta ciudad lo tenía todo y podía hacer todo. Incluso, pudo hacer un reglamento urbanístico e implementar una serie de servicios públicos al interior de ella. Fue un punto de partida para el crecimiento ordenado de esta capital”, encima Coronado, además magíster en Recuperación Arquitectónica.

 

Para este experto, el barrio El Prado “tiene unas características singulares que hacen singular a quienes vivieron allí y es que no es igual a otra área de la ciudad, pues fue producto de una mezcla cultural que vivía Barranquilla en ese momento. En el sector convivieron familias de Oriente, italianos, franceses, ingleses, americanos y alemanes. Fuera de ese contexto, ellos no podían convivir”, informa.

 

Desde su perspectiva, este sector fue “la primera zona de distención en el mundo, porque en ese entonces se desataron diferentes conflictos en sus países y llegaron a esta parte del mundo a vivir en paz”, sostiene el profesor de tiempo completo.

 

Hotel El Prado.jpg

 

En adición a lo anterior, Coronado menciona que ciertos elementos arquitectónicos son los que permiten identificar el desarrollo de la arquitectura local en los años 20, influenciado por las corrientes dadas en Europa: “las grandes terrazas, los grandes frontones, todos son características de una arquitectura afrancesada, una arquitectura de la libertad”, explica.

 

A manera de adelanto a lo que puede suceder a este reconocimiento a El Prado, Coronado concluye que “todos los barrios merecen un homenaje similar y -cuando se tiene voluntad política- cada espacio urbano merece ser mencionado o recordado por la comunidad, En ella se teje la memoria de la ciudad. Considero y creo justo que el próximo barrio a homenajear sea San Roque, por todas aquellas expresiones de la multiculturalidad que se vive en ese sector histórico. No es solo el Centro Histórico, El Prado y sus alrededores o Barrio Abajo, sino también San Roque, que era el barrio obrero y también merece algún tipo de reconocimiento, así sea nivel local”, termina. JSN

 

Publicado en Noticias Generales

Un grupo de estudiantes de Octavo Semestre del programa de Arquitectura de la Universidad Autónoma del Caribe, como parte final de un taller que presentaron el cual lleva por nombre ‘Taller de Arquitectura Incluyente’, socializaron 8 propuestas arquitectónicas con aplicación en la institución que permitan volver a la universidad un espacio con accesibilidad para todas las personas con cualquier condición física.

 

El docente de Arquitectura, Salvador Coronado, magíster en Restauración Arquitectónica y docente de la Facultad de Arquitectura, Arte y Diseño, destacó la importancia de formar futuros arquitectos con sentido de inclusión “En estos momentos, la formación de arquitectos debe tener un alto contenido de ese concepto de inclusión. La universidad debe ser el espacio en el que la palabra incluyente se materialice y eso lo vemos reflejado en cada elemento y componente de las propuestas presentadas”, explicó.

 

Este taller fomenta la construcción de espacios que le permitan a las personas con algún tipo de limitación corporal, ya sea temporal o permanente; desplazarse y realizar cualquier actividad dentro de una edificación. “Esto le facilita a los usuarios, sin importar su condición física, desarrollar sus tareas adecuadamente dentro de las organizaciones”, aseguró el docente.

 

María Fernanda Buelvas, una de las estudiantes que participó del taller, sostuvo que “la idea era entender cuáles eran las dificultades a las que se enfrentan las personas en condición de discapacidad. Entrevistamos a dos profesores de la institución, uno se moviliza en silla de ruedas y el otro utiliza muletas para trasladarse, y les preguntamos cuáles eran sus dificultades en cuanto a movilidad al interior de la universidad para comenzar a estructurar nuestras propuestas”.

 

Los estudiantes también realizaron una dinámica experimental para entender por sí mismos cuáles son los obstáculos que presenta la infraestructura de la universidad para brindar una accesibilidad universal “hicimos un ejercicio en el que nos tapamos los ojos y nos movilizamos por distintos espacios de la universidad en una silla de ruedas para entender qué mejoras se podían implementar en la infraestructura de la institución”, expresó María Fernanda.

 

Posterior a esta experiencia, los estudiantes del taller trabajaron en la construcción de los planos que permitirían materializar sus propuestas arquitectónicas para adecuar los espacios de la universidad. Algunos de los puntos más destacados entre los 8 proyectos presentados fueron los siguientes:

1. Colocar plataformas salvaescaleras para facilitar la movilidad por las rampas que conectan el bloque de Arquitectura e Inglés, puesto que tienen una pendiente muy elevada.

2. Habilitar un ascensor para subir a los bloques de Ingeniería.

3. Adecuar los baños de la institución para que sean de uso universal.

4. Implementar baldosas podotáctiles al interior de la universidad. Estas baldosas son superficies con

5. Mayor señalización al interior de la universidad.

6. Habilitar salidas de emergencia en el primer piso del bloque I y D.

7. Aumentar las zonas verdes dentro de la universidad.

 

Las propuestas fueron presentadas ante el Departamento de Infraestructura y la Coordinadora para la Inclusión y Diversidad de la institución, quienes podrían entrar a estudiar la viabilidad de las mismas para una posible implementación a futuro. “Se escogería lo mejor de las propuestas de cada uno, pues hay varios puntos que podemos materializar en la universidad. Pensar en los ascensores, disminuirles la inclinación a las rampas, unir los bloques, y articular la casa de eventos con el edificio antiguo, por llamarlo así, y el edificio de posgrados sería una maravilla”, afirmó Alba Ibáñez, la Coordinadora para la Inclusión y Diversidad.

 

“Los estudiantes presentaron ideas muy frescas e interesantes para volver más accesible a la universidad sin dejar a un lado esa parte verde de la institución, sin dejar de ser amigables con los recursos que tenemos”, añadió Ibáñez.

La coordinadora destacó que una futura transformación de la Universidad Autónoma del Caribe la convertiría en una institución con una gran accesibilidad, lo cual permitiría ser más llamativa tanto para los nuevos y antiguos estudiantes que estén en condición de discapacidad como para cualquier persona que pueda necesitar esta accesibilidad en algún momento de sus vidas, adultos mayores, los funcionarios de la institución, entre otros. VSC

 

Publicado en Noticias Generales

Barranquilla se ha convertido en un referente de urbanismo para la Región Caribe. Por tal motivo, se llevó a cabo un recorrido por diferentes puntos de la ciudad, en el que un grupo de estudiantes de arquitectura, de la Universidad Jorge Tadeo Lozano, de Cartagena, pudo apreciar los avances en este sentido, con el fin de comparar su entorno habitual con el nuestro.

 

Lo anterior fue el resultado de una alianza entre la Universidad Autónoma del Caribe y la antes mencionada, “para analizar las dinámicas de esta capital, la articulación de los distintos componentes -desde lo social, movibilidad, ambiental y urbano- en la renovación de una ciudad de avanzada, para luego transpolar en cierto momento estas ideas a Cartagena”, de acuerdo con Leopoldo Villadiego, arquitecto y docente del programa de Arquitectura del plantel visitante.

 

Las escalas.

La primera parada de los futuros arquitectos fue en el Observatorio de Renovación Urbana, ORU, de Uniautónoma, para ser recibidos por el docente y también arquitecto Pablo Yepes. A manera de abrebocas, se les introdujo, con datos puntuales, a lo que encontrarían a su paso por La Arenosa: su población, su extensión, entre otras especificaciones.

 

A las 10 de la mañana inició la marcha por la carrera 46, en sentido sur, para luego tomar las carreras 47 y 50 hasta la Intendencia Fluvial, justo en la intersección de la Vía 40 y el Paseo Bolívar. Fueron 10 minutos los que tomó explicación de los logros en la zona, en esa primera escala, para después continuar con lo propuesto y llegar a La Aduana.

 

La tercera parada fue en El Malecón y Avenida Del Río, debido a que devolverle la cara a este elemento de nuestro relieve es considerado el mayor logro de la ciudad. A las 2 de la tarde el grupo llegó a Las Flores, para después hacerlo hasta Puerto Mocho.

 

Urbanismo en Barranquilla (3).jpeg

 

La última etapa del itinerario fue para arribar a la sede de la Sociedad Colombiana de Arquitectos, SCA, en el Prado, en donde se dio el Conversatorio Riverbank 2020, también ante otros docentes del programa de Arquitectura de Uniautónoma y de su director, Alfredo Arrieta; así como de profesores de la misma área de otras universidades y funcionarios de Área Metropolitana de Barranquilla.

 

Fue así que a las 5 de la tarde finalizó esta interesante estrategia educativa que abre las puertas para que se despliegue la misma a la inversa, es decir nuestros estudiantes en 'La Heroica' para aprender de los logros urbanísticos que se han dado en ese territorio y así poder crear propuestas para el mañana.

 

Según Villadiego, también magíster en Arquitectura Sustentable, “Barranquilla nos llamó la atención por todo el desarrollo que ha presentado en los últimos 12 años, convirtiéndola en un ejemplo de desarrollo urbano a nivel costero”, considera.

 

Villadiego agrega que todo lo aplicado en Barranquilla se puede emplear “en Riohacha, en Santa Marta y sobre todo en Cartagena. La idea es hablar de lo que se está haciendo, de lo que se puede hacer y lograr también”, sostiene.

 

Por su parte, Nicolás Santa María, también profesor en la Faltutad de Arquitectura de la Universidad Jorge Tadeo Lozano, en Cartagena, compara la transformación de 'Curramba' con la que se gestó en Valencia y Barcelona, España, a mediados de los 90.

 

Del mismo modo, Villadiego y Santa María -ambos a cargo del Taller Urbano 5 y 6, en la institución que representan- coinciden en que este ejercicio y toda la asignatura es importante para adquirir todo el conocimiento sobre qué es una ciudad, cómo funciona y entender las dinámicas que se presentan en ella, lo que también sirve para para ganar la experiencia como ordenadores y planificadores.

 

Urbanismo en Barranquilla (2).jpeg

 

Y aquí.

Desde esta orilla, Yepes, magíster en Urbanismo y Desarrollo Territorial, dice que dar luz verde a estos encuentros “afianzan las alianzas inter-institucionales, las cuales generan investigaciones de mayor impacto y hacen que todas las universidades que participan puntúen para una mejor calidad de la educación, tanto en la región Caribe como a nivel nacional”, señala y concluye que, precisamente, esa es la razón de ser del ORU: “mantener alianzas con el sector externo y realizar proyectos de investigaciones y de consultorías”.

 

Yepes le atribuye el interés que está despertando Barranquilla, incluso en la academia, “al alto flujo de inversión, producto de administraciones bien enfocadas en su desarrollo, lo que hace de esta ciudad sea un referente para las demás capitales del país”, añade.

 

Este joven educador informa que “Montería, una ciudad considerada emergente por el Banco Interamericano de Desarrollo, ha tomado como referente a Barranquilla. Cartagena y Santa Marta, las ciudades con las que más tenemos conexión, también la han tomado de esa forma”, concluye.

 

Entre tanto, Alfonso De la Cruz -arquitecto especializado en proyectos de desarrollo económico y en planificación urbano-estratégica y funcionario del área Metropolitana de Barranquilla- asegura que “es necesario desarrollar la ciudad antes de seguir haciéndola crecer; mejorar el sistema público de transporte, mejorar en espacio público y conseguir la disminución de los tiempos de viaje. El crecimiento no implica avances en este sentido”, advierte.

 

Conforme De la Cruz, “se han hecho cosas importantes, recuperación del centro y el malecón, pero se necesita que esas intervenciones se acompañen de la construcción de vivienda en la zona urbana, sectores que se han venido abandonando”, sugiere.

Y al mencionar alguna ciudad que debería tomarse como modelo a seguir, por Barranquilla, De La Cruz cita a Curitiba, Brasil, o Guayaquil, Ecuador, por sus mejoras, así como San Fernando, en Argentina.

Publicado en Noticias Generales

La Universidad Autónoma del Caribe en unión con el Programa de Arquitectura y los cursos de Arquitectura en Colombia y Arquitectura en Latinoamérica, llevaron a cabo el IX Foro de Estudiantes de Arquitectura, “Estética vs Tecnología en la Arquitectura Latinoamericana de Principios del Siglo XXI”. El evento tuvo lugar el día 29 de noviembre de 2019 en el Salón Cayena de la Casa Club Caribe desde las 8:00AM hasta las 4:00 P.M. y contó con entrada libre.

 

El objetivo del foro era lograr que los estudiantes desarrollaran el Saber Ser, apropiándose de la reflexión crítica sobre la problemática de la pérdida de identidad en el lenguaje de la arquitectura latinoamericana de finales del Siglo XX y principios del Siglo XXI. Lo anterior, en busca de que, por medio de actividades pedagógicas, los estudiantes en formación se concienticen acerca de su responsabilidad con la identidad cultural representada en los patrimonios urbano-arquitectónicos desde las distintas perspectivas temáticas abordadas.

 

Foro de Arquitectura 1.jpg

 

Dentro de los temas que se desarrollaron en el foro se encuentran: la estética, la globalización, la dicotomía, el feísmo, la identidad, el olvido, el patrimonio, y la postmodernidad en la Arquitectura Latinoamericana de finales del Siglo XX y principios del siglo XXI.

 

El panel de ponencias estuvo a cargo de los estudiantes: Anabellys Gutiérrez, Carlos Pineda, Dora Sará, Emir Valest, Lucas Jaramillo, Laura Villalba, María Gutiérrez, María Escudero, Paula Sierra, Shirly Redondo y Valentina Beleño. Por otro lado, la coordinación del evento estuvo a cargo de su fundadora, la arquitecta. Zulma Buendía, y su grupo logístico conformado por los estudiantes: Valentina Albarracin, Martha Ríos, Ivana Illidge y Juan Badel.

 

Este foro nació como producto de la investigación líder: “La Idea Primaria, Herramienta Didáctica en la Enseñanza del Diseño Arquitectónico”, la cual se fundamenta dentro de las líneas de investigación de Educación y Cultura de lo Sostenible del Grupo de Investigación del Programa de Arquitectura: “Arquitectura Bioclimática”, categorizado A por Colciencias. Este proyecto forma parte de la Estructura Curricular del Programa de Arquitectura y cuenta con el apoyo Institucional de la Universidad.

 

Foro de Arquitectura 3.jpg

 

Los profesores que asistieron al evento fueron Alfredo Arrieta Príncipe, director del programa de Arquitectura; Martha Zapata, Salvador Coronado, William García, Aida Palmet, Wilhen Hasselbrinck, Pablo Yepes, Saul Simancas  y la Secretaria Académica de la Facultad de Arquitectura de la Universidad del Atlántico, Esperanza León Vanegas. 


Las conclusiones del foro fueron dadas por un grupo conformado por estudiantes locales e invitados de la Universidad Libre y del Atlántico. Estas fueron algunas de las conclusiones:

1. “La persecución por los lenguajes extranjerizantes de los países desarrollados, marca la pérdida de identidad en la estética de la arquitectura latinoamericana”.

2. “La falta de investigación es la culpable de muchos problemas en el entendimiento de la estética en la arquitectura latinoamericana”.

3. “La estética, la función, el confort y la sostenibilidad en las obras de soluciones sociales en América latina, son las eternas sacrificadas, los arquitectos solo tienen en cuenta los factores económicos, la estética que se logra es la estética de la pobreza”. VSC

Publicado en Noticias Generales

El pasado mes de noviembre, los docentes Salvador Coronado, Marta Zapata y Alfredo Arrieta, miembros del grupo de investigación Arquitectura Bioclimática, presentaron ante la comunidad científica de Málaga (España) el libro 'Lugares Patrimoniales y Funerarios', como parte de un proyecto de investigación que realizaron. 

 

Este proyecto busca mostrar a los barranquilleros los elementos patrimoniales que posee el cementerio Universal y las razones por las que deben ser preservados. Para la presentación, los docentes hicieron parte del Congreso Iberoamericano de Valoración y Gestión de Cementerios.

 

La investigación, que viene siendo desarrollada desde hace más de nueve años desde el cementerio Universal de Barranquilla y toma este lugar como epicentro al ser uno de los primeros en el país con la característica de libre pensamiento, además de poseer distintas pinturas y esculturas.

 

"Este libro busca, de una manera sencilla, hacer entender que el cementerio Universal contiene ciertos elementos elementos visibles y no visibles. Los que se ven son los que le dan el valor al sitio y los que no son de los que la comunidad tiene que apropiarse para este sitio patrimonial no muera", explicó Coronado.

 

Presentación de Libro (2).jpeg

 

Los docentes comentaron que dentro del proceso han desarrollado diferentes productos, entre esos la visión pedagógica, arquitectónica y artística del cementerio y un recorrido virtual del mismo, que les permitió recopilar una gran cantidad de información. 

 

El trabajo fue realizado con la ayuda de la comunidad de Masones quienes trabajan en ese punto desde hace varios años. "Uno de los objetivos de nuestra investigación es que el sitio tenga una apropiación social. Que no solo se le vea como un sitio de dolor si no con mucho más allá" agregó el docente, quien además reveló que la idea para trabajar dicho proyecto surgió en él en el año 2009, después de asistir a un evento que mostraba las características de cementerios al rededor del mundo. 

Dentro del producto final, cada docente este a cargo de distintos puntos de vista; el profesor Alfredo Arrieta abarcó la investigación desde el punto de vista urbano, la profesora Marta Zapata desde el punto de vista pedagógico y el profesor Salvador Coronado desde el punto de vista patrimonial. MMC

Publicado en Noticias Generales
Página 1 de 4
LO MÁS LEIDO
Suscríbete a las notificaciones

Administra tus Notificaciones