MENÚ
VIGILADA MINEDUCACIÓN
SNIES 1804
+57 3853400

Barranquilla se ha convertido en un referente de urbanismo para la Región Caribe. Por tal motivo, se llevó a cabo un recorrido por diferentes puntos de la ciudad, en el que un grupo de estudiantes de arquitectura, de la Universidad Jorge Tadeo Lozano, de Cartagena, pudo apreciar los avances en este sentido, con el fin de comparar su entorno habitual con el nuestro.

 

Lo anterior fue el resultado de una alianza entre la Universidad Autónoma del Caribe y la antes mencionada, “para analizar las dinámicas de esta capital, la articulación de los distintos componentes -desde lo social, movibilidad, ambiental y urbano- en la renovación de una ciudad de avanzada, para luego transpolar en cierto momento estas ideas a Cartagena”, de acuerdo con Leopoldo Villadiego, arquitecto y docente del programa de Arquitectura del plantel visitante.

 

Las escalas.

La primera parada de los futuros arquitectos fue en el Observatorio de Renovación Urbana, ORU, de Uniautónoma, para ser recibidos por el docente y también arquitecto Pablo Yepes. A manera de abrebocas, se les introdujo, con datos puntuales, a lo que encontrarían a su paso por La Arenosa: su población, su extensión, entre otras especificaciones.

 

A las 10 de la mañana inició la marcha por la carrera 46, en sentido sur, para luego tomar las carreras 47 y 50 hasta la Intendencia Fluvial, justo en la intersección de la Vía 40 y el Paseo Bolívar. Fueron 10 minutos los que tomó explicación de los logros en la zona, en esa primera escala, para después continuar con lo propuesto y llegar a La Aduana.

 

La tercera parada fue en El Malecón y Avenida Del Río, debido a que devolverle la cara a este elemento de nuestro relieve es considerado el mayor logro de la ciudad. A las 2 de la tarde el grupo llegó a Las Flores, para después hacerlo hasta Puerto Mocho.

 

Urbanismo en Barranquilla (3).jpeg

 

La última etapa del itinerario fue para arribar a la sede de la Sociedad Colombiana de Arquitectos, SCA, en el Prado, en donde se dio el Conversatorio Riverbank 2020, también ante otros docentes del programa de Arquitectura de Uniautónoma y de su director, Alfredo Arrieta; así como de profesores de la misma área de otras universidades y funcionarios de Área Metropolitana de Barranquilla.

 

Fue así que a las 5 de la tarde finalizó esta interesante estrategia educativa que abre las puertas para que se despliegue la misma a la inversa, es decir nuestros estudiantes en 'La Heroica' para aprender de los logros urbanísticos que se han dado en ese territorio y así poder crear propuestas para el mañana.

 

Según Villadiego, también magíster en Arquitectura Sustentable, “Barranquilla nos llamó la atención por todo el desarrollo que ha presentado en los últimos 12 años, convirtiéndola en un ejemplo de desarrollo urbano a nivel costero”, considera.

 

Villadiego agrega que todo lo aplicado en Barranquilla se puede emplear “en Riohacha, en Santa Marta y sobre todo en Cartagena. La idea es hablar de lo que se está haciendo, de lo que se puede hacer y lograr también”, sostiene.

 

Por su parte, Nicolás Santa María, también profesor en la Faltutad de Arquitectura de la Universidad Jorge Tadeo Lozano, en Cartagena, compara la transformación de 'Curramba' con la que se gestó en Valencia y Barcelona, España, a mediados de los 90.

 

Del mismo modo, Villadiego y Santa María -ambos a cargo del Taller Urbano 5 y 6, en la institución que representan- coinciden en que este ejercicio y toda la asignatura es importante para adquirir todo el conocimiento sobre qué es una ciudad, cómo funciona y entender las dinámicas que se presentan en ella, lo que también sirve para para ganar la experiencia como ordenadores y planificadores.

 

Urbanismo en Barranquilla (2).jpeg

 

Y aquí.

Desde esta orilla, Yepes, magíster en Urbanismo y Desarrollo Territorial, dice que dar luz verde a estos encuentros “afianzan las alianzas inter-institucionales, las cuales generan investigaciones de mayor impacto y hacen que todas las universidades que participan puntúen para una mejor calidad de la educación, tanto en la región Caribe como a nivel nacional”, señala y concluye que, precisamente, esa es la razón de ser del ORU: “mantener alianzas con el sector externo y realizar proyectos de investigaciones y de consultorías”.

 

Yepes le atribuye el interés que está despertando Barranquilla, incluso en la academia, “al alto flujo de inversión, producto de administraciones bien enfocadas en su desarrollo, lo que hace de esta ciudad sea un referente para las demás capitales del país”, añade.

 

Este joven educador informa que “Montería, una ciudad considerada emergente por el Banco Interamericano de Desarrollo, ha tomado como referente a Barranquilla. Cartagena y Santa Marta, las ciudades con las que más tenemos conexión, también la han tomado de esa forma”, concluye.

 

Entre tanto, Alfonso De la Cruz -arquitecto especializado en proyectos de desarrollo económico y en planificación urbano-estratégica y funcionario del área Metropolitana de Barranquilla- asegura que “es necesario desarrollar la ciudad antes de seguir haciéndola crecer; mejorar el sistema público de transporte, mejorar en espacio público y conseguir la disminución de los tiempos de viaje. El crecimiento no implica avances en este sentido”, advierte.

 

Conforme De la Cruz, “se han hecho cosas importantes, recuperación del centro y el malecón, pero se necesita que esas intervenciones se acompañen de la construcción de vivienda en la zona urbana, sectores que se han venido abandonando”, sugiere.

Y al mencionar alguna ciudad que debería tomarse como modelo a seguir, por Barranquilla, De La Cruz cita a Curitiba, Brasil, o Guayaquil, Ecuador, por sus mejoras, así como San Fernando, en Argentina.

Publicado en Noticias Generales

En el Observatorio de Restauración Urbana se realizó a cabo una charla con el historiador y magister en Arquitectura y Patrimonio, Antonio Díaz Medina, cuyo tema central fue el Paisaje Cultural y las posibilidades que tienen zonas de la región Caribe de convertirse en paisajes culturales.

 

Un paisaje cultural, según lo explicado por Díaz, es “una obra de arte artificial, construida por el hombre a partir de un espacio natural”. La Unesco lo define como “la representación combinada de la labor de la naturaleza y el hombre”. De acuerdo con el experto, la importancia de estos espacios es que encierran un valor intangible y simbólico que habla, comunica elementos de su entorno y de las personas que allí habitan.

 

Un voluntariado que desarrolló con la ONG internacional Arquitectura Sin Fronteras y su “propia inquietud y curiosidad por abordar el paisaje cultural”, fueron los motivos del historiador español para venir a Colombia, específicamente a la zona del Canal del Dique, límite entre los departamentos de Bolívar y Atlántico.

 

“Estudio mi maestría y hago un proyecto sobre un paisaje cultural en la campiña sevillana. Entonces me planteo hacer el doctorado y veo que los paisajes culturales que se tratan en Europa están muy estudiados, por lo que me pregunto ¿dónde hay trabajo por hacer? Casualmente me habían aceptado el voluntariado en Colombia y empecé a excavar para ver qué podía encontrar, entonces descubro el Canal del Dique, que es una obra de ingeniería que en el 2012 el Gobierno lo ubicó en una lista de posibles monumentos que pueden ser declarados patrimonios por la Unesco. Analizo entonces que, un territorio con tanta identidad afrodescendiente, con una obra que puede ser declarada patrimonio mundial, que articula un territorio, pues ahí debe haber un paisaje cultural”, señala Díaz.

 

Antonio Díaz experto arquitecto.jpg

 

Ese primer contacto con la comunidad de la zona le permitió a Antonio Díaz recopilar las problemáticas que tienen, atisbar cuáles son esos valores que son realmente interesantes dentro de esta población.
Para el experto, “el Canal del Dique tiene los suficientes valores patrimoniales como para poder ser considerado un paisaje cultural, al menos desde la hipótesis”, es por eso que debe plantearse un estudio previo de caracterización que permita constatar el potencial de la zona.

 

“Con un paisaje cultural podemos ayudar esta zona, uniendo la academia con la población local, de tal manera que se les pueda brindar una capacitación para que sean capaces de identificar y caracterizar sus valores patrimoniales, para que se articulen y todos participen de un proyecto en común”, explica el historiador.

 

Esa necesidad de empoderar a las comunidades y buscar una amalgama con la academia fue lo que trajo a Antonio Díaz a la Universidad Autónoma del Caribe. Con el apoyo de los docentes Salvador Coronado y Alfredo Arrieta, presentó en el Observatorio de Renovación Urbana (ORU) la iniciativa de Paisaje Cultural en el Canal del Dique, con el ánimo de motivar a los estudiantes a participar y vincularse en el proyecto.

 

“Lo interesante del proyecto que queremos plantear es que esto buscar beneficiar a la ciudadanía y a las entidades en el territorio. Este territorio es muy peculiar por su idiosincracia y por la particularidad de sus habitantes. Estamos hablando de un territorio en el que la población es muy dispersa, con graves problemas de comunicación y el principal vehículo comunicador era el Canal del Dique”, indica.

 

Para el magister en Arquitectura y Patrimonio, actualmente esa comunicación está paralizada y se convirtió en un camino para buques que transportan petroleo. “Con el Paisaje Cultural queremos identificar un territorio con unos valores patrimoniales, que sirva para que la población se sienta identificada con él. Estamos hablando de una comunidad afrodescendiente que puede articular planes para su desarrollo, porque así lo determina la ley colombiana, llamados planes de etnodesarrollo, y el Gobierno destina partidas presupuestales para esas iniciativas, solo falta que surja la iniciativa”, enfatizó.

 

Sobre la importancia de los paisajes culturales, Díaz destacó la existencia de yacimientos arqueológicos que pasan desapercibidos por parte de las autoridades y las comunidades.

 

“Si las autoridades tuvieran en cuenta un informe previo de paisaje cultural sabrían que en esos territorios hay zonas arqueológicas. Si esa zona se caracteriza y se lleva a las autoridades de protección del patrimonio, ese punto estará protegido. Un ejemplo es el yacimiento de Puerto Hormiga, con más de 5.000 años de antigüedad, es un referente internacional en cerámica precolombina y no es un bien de interés cultural, por lo que puede ser expoliado o le pueden construir una carretera encima y los habitantes de Puerto Badel, corregimiento de Arjona, van a perder la oportunidad de saber quiénes fueron sus antepasados. Para eso sirve un Paisaje Cultural”, finalizó.

Publicado en Noticias Generales

Los proyectos a futuro que prometen dinamizar la economía regional también hacen parte de la lista de temas de interés que se desglosan en la Universidad Autónoma del Caribe. Por eso se llevó a cabo, este jueves 25 de julio, el workshop ‘Reflexiones académicas al plan de ordenamiento departamental, POT, del Atlántico: subregión costera’.

 

El Observatorio de Renovación Urbana, ORU, fue el punto de encuentro de este conversatorio orientado a estudiantes, docentes, egresados, empresarios y expertos interesados en esta temática. Funcionarios de la Gobernación del Atlántico y otras instituciones estatales también estuvieron presentes, así como personal en representación de otras universidades de la ciudad.

 

Desde las 8:00 de la mañana se dio inicio a la única ponencia en la que se explicó parte por parte del documento y cuánto se ha avanzado en lo establecido en él. Luego se informó sobre su marco de competencias, bajo la cobertura de la Ley 1454 de 2011.

 

Análisis POT Atlántico (1).jpg

 

En otras palabras, el objetivo de esta charla fue exponer lo que se ha venido adelantando para potenciar el turismo, los sectores industriales y agropecuarios en esta parte el país; las estrategias que se han diseñado y analizado con la colaboración de un equipo de la Universidad de Nueva York, así como los mecanismos de gestión por aplicar, para poner en marcha tales proyectos.

 

En aras de que los presentes pudieran dimensionar lo que se tiene planeado, se dio una muestra del POT urbanístico para el corredor turístico de la zona norte del departamento, objeto del contrato No. 0121 de 2010, suscrito entre la Gobernación del Atlántico y la Universidad Autónoma del Caribe.

 

Este tipo de eventos también son desarrollados en Uniautónoma porque permiten su posicionamiento como entidad activa que participa en la toma de decisiones en cuanto al uso de suelo tanto del entorno inmediato como del distante.

 

De esta manera se va generando el conocimiento y su transferencia, mientras se refuerza la necesidad de involucrar a la academia a través del contacto con sus expertos. De acuerdo con el arquitecto y docente Pablo Yepes, siendo también el coordinador del ORU, las ventajas de tener estos espacios disponibles son las opiniones no sesgadas por la política, lo que da paso a un intercambio de ideas que generan desarrollo para la región Caribe. JSN

 

Publicado en Noticias Generales

La necesidad de generar un conocimiento cada vez mas específico y profundo sobre la problemática urbana de la región Caribe es uno de los fundamentos para la creación del Observatorio de Renovación Urbana de la Universidad Autónoma del Caribe, mediante Acuerdo N° 830-02 del 18 de Diciembre de 2013 por el Consejo Académico de la Universidad.

En dirección a ello, el observatorio se propone impulsar procesos que conduzcan a la consolidación de ciudades y construcciones sustentables mediante la transformación de información en conocimiento como soporte a la toma de decisiones y a la definición de las políticas urbanas.El Observatorio contará con asesorías directas de especialistas en diferentes áreas de la Arquitectura y el Urbanismo, ya que está articulado con el programa de Arquitectura de la facultad de Arquitectura, Arte y Diseño.

El observatorio se ha vinculado a la red de Revitalización de los Centro Históricos de las Ciudades de América Latina y el Caribe (SIRCHAL) y en proceso de inscripción a la Asociación Colombiana para el Avance de las Ciencias (ACAC).

MISIÓN
Nuestra misión es ser una unidad investigativa dedicada a desarrollar acciones y actividades orientadas a lograr procesos de renovación urbana y desarrollo territorial bajo las premisas del desarrollo sustentable, la divulgación del conocimiento en el urbanismo y la planificación territorial.


VISIÓN
Nuestra visión apunta a convertirnos en el primer observatorio del Caribe colombiano para el desarrollo técnico–científico de las áreas de planificación y gestión del territorio que responda a la solución de problemas y necesidades actuales de las ciudades.


OBJETIVOS
El objetivo principal del Observatorio de Renovación Urbana, ORU, es constituirse en un espacio de trabajo colaborativo entre la Universidad y otras entidades, públicas y privadas, para desarrollar acciones y actividades orientadas a lograr procesos de renovación urbana y desarrollo territorial bajo las premisas del desarrollo sustentable.

  • Formulación y diseño de proyectos de investigación teórica y aplicada.

  • Desarrollo de actividades académicas de diversa índole, tales como: conferencias, reuniones, jornadas, congresos, simposios, seminarios, apoyo a los investigadores y estudiantes.

  • Impulso a la creación, implementación y puesta en marcha de un sistema de información y documentación urbano – regional.

  • Edición y publicación de revistas, libros y cualquier tipo de documentos en medios magnéticos e impresos sobre los trabajos que se realicen.

  • Implementación de mecanismos interinstitucionales que permitan la participación y vinculación efectiva de los Estudiantes en las actividades conjuntas que lleven a cabo.

  • Realización de investigaciones asociadas con el objeto del Observatorio.


JUSTIFICACIÓN

La Universidad Autónoma del Caribe en su plan de desarrollo institucional ha establecido líneas de crecimiento que han generado la necesidad de desarrollar un proyecto denominado Observatorio de Renovación Urbana (ORU), el cual se propone para que las asociaciones profesionales, académicas y en general todos aquellos colectivos que agrupen intereses alrededor de las disciplinas del urbanismo y el ordenamiento territorial se actualicen y puedan encontrar soluciones viables a las problemáticas planteadas por el contexto en el ámbito de la región Caribe.

El Observatorio se crea en base a unos lineamientos generales que abarcan líneas de visión institucional de la Universidad:

  • Excelencia Académica

  • Investigación

  • Extensión y Proyección Social

  • Internacionalización

  • La Dimensión comunicación como una linea propia del Observatorio.

Publicado en La universidad
LO MÁS LEIDO
Suscríbete a las notificaciones

Administra tus Notificaciones