MENÚ
VIGILADA MINEDUCACIÓN
SNIES 1804
+57 3853400

Gabriel García Márquez sigue vigente, ahora desde las plataformas digitales

Jueves, 20 Agosto 2020 13:51
Valora este artículo
(0 votos)

El evento ‘Recorriendo los caminos de Gabriel García Márquez’ expuesto desde la plataforma de videoconferencias de Zoom, es un espacio que trata de visibilizar y compartir las experiencias del llamado ‘hombre más universal que ha tenido Colombia’, que para muchos, su obra magna, Cien años de soledad’ y la reconocida obra ‘El Quijote’ serán las únicas que prevalecerán sobre los siglos venideros.

 

Para Jaime De la Hoz, profesor de la Universidad Autónoma del Caribe, es necesario que prevalezca el sentimiento de orgullo que envuelve la carrera del nobel de literatura colombiano, con el fin de mantener viva la imagen del mago del caribe, para Jaime De La Hoz, bueno es congregarse en honor a este hombre que ha otorgado méritos al país.

 

“Para hablar de Gabo, hay que comenzar desde antes de su nacimiento, explorar sus antepasados, sus raíces, para ello se sustentará en la tesis que alguna vez sustentó Mario Vargas llosa, ‘El escritor reemplaza la divinidad, para el convertirse en tal, a través de su mundo mágico, de las palabras y mediante los narradores, es un mundo nuevo diferente al que vive’ metáfora que explica muy bien el universo de García Márquez, de esa manera se crea el macondo”, explica Jaime citando a Vargas Llosa.

 

Para Jaime De la Hoz, esta metáfora tiene importancia porque Gabriel García Márquez ‘después de haber asesinado a su realidad’, y luego de haberla ‘reemplazado’ igual que Juan Rulfo con su escrito de Pedro Páramo, Gabo creo su mundo con base en la ficción de personajes reales, imaginarios, que se elevan y alcanzan una categoría distinta.

 

“Gabriel exorcizó a los demonios, los llamados demonios históricos, personales, familiares, culturales, hablando en el sentido metafórico, claro”, comentó Jaime y continuó diciendo que “el mundo que asimila a García Márquez, definitivamente asesinó esos demonios, las guerras civiles que asolaron a Colombia, su familia y los cercanos a él en su vida”.

 

Gabriel, el primero de doce hijos, engendrado en una casa en La Guajira, donde el viejo García se acostó la noche de bodas con Luisa Santiaga, “Cuando luisa tenía ocho meses de embarazo se fue a Aracataca y da a luz a ese niño en medio de ese mundo mágico que habita en estos pueblos del caribe, ese bebe nace recibiendo toda la información natural y normal que a él parece que no le deja de causar asombro por su inverosimilitud”, menciona Jaime.

 

El relato de Jaime De la Hoz, continua en su imaginación, cómo escenario en que el pequeño Gabriel en una lacena empolvada descubre el libro que fue despertándole e interés por la escritura, aumentando el tamaño de la magia de su ingenio, ‘Las mil y una noches’ le permite a Gabriel transformar la realidad y hacérsela creer a los demás a través de una prosa tranquila y calmada, con una serie de figuras literarias que caracterizan el mundo maravilloso de Gabo.

 

“Tenemos que hablar de ‘Las mil y una noche’, en sus exquisitas memorias él recuerda que este libro lo estremeció de tal manera que se sobresaltó y nació ese hábito y obsesión por la lectura y conocimiento de historias fue gracias a la mil y una noche” afirmó

 

“Aracataca es el origen, donde la semilla se siembra y brotan los primeros elementos que explican el fenómeno Gabriel García Márquez, él es producto de una realidad completa como humano, lo otro es crear el mito y las situaciones fantásticas que no caben en una explicación racional, es por eso que se dice que cuando él llega a Barranquilla a estudiar, el ya trae esa semilla implantada desde Aracataca y posteriormente se va a Zipaquirá a terminar sus estudios, aunque poco se ha investigado sobre él en ese lugar, se dice que él estuvo en el internado y su contacto con los primeros libros, a través de los poetas de moda de ese momento”.

 

Añade Jaime De la Hoz que todos los momentos de la vida de Gabriel García tienen una influencia, entiéndase por los ‘demonios culturales’.

 

En el diario El Espectador, de Bogotá se publicaba un magazine literario, que publicaba trabajos de reconocidos literatos, “Su director se quejó una vez porque no había jóvenes escritores, oportunidad que aprovecho Gabo, él empieza a escribir y nació su primer cuento”.

 

Jaime de la Hoz afirma que el escritor que estaban buscando apareció, en el diario siguieron publicando sus cuentos, “Gabo empezó con pie derecho, ya en la capital de país y en las ciudades principales el mundillo literario donde zumba la literatura su nombre empezó a penetrar, y todos se preguntaban ¿Quién es él? ¿de dónde salio? es por eso que hoy les invitamos a leer con nosotros las primeras lineas de su primera historia ‘La tercera resignación’ publicada en El Espectador”, Jaime de La Hoz invita a los participantes del evento a leer las primeras lineas del cuento:



“Allí estaba otra vez, ese ruido. Aquel ruido frío, cortante, vertical, que ya tanto conocía pero que ahora se le presentaba agudo y doloroso, como si de un día a otro se hubiera desacostumbrado a él. Le giraba dentro del cráneo vacío, sordo y punzante. Un panal se había levantado en las cuatro paredes de su calavera. Se agrandaba cada vez más en espirales sucesivos, y le golpeaba por dentro haciendo vibrar su tallo de vértebras con una vibración destemplada, desentonada, con el ritmo seguro de su cuerpo. Algo se había desadaptado en su estructura material de hombre firme; algo que “las otras veces” había funcionado normalmente y que ahora le estaba martillando de cabeza por dentro con un golpe seco y duro dado por unos huesos de mano descarnada, esquelética, y le hacía recordar todas las sensaciones amargas de la vida. Tuvo el impulso animal de cerrar los puños y apretarse la sien brotada de arterias azules, moradas, con la firme presión de su dolor desesperado. Hubiera querido localizar entre las palmas de sus dos manos sensitivas el ruido que le estaba a punta de diamante. Un gesto de gato doméstico contrajo sus músculos cuando lo imaginó perseguido por los rincones atormentados de su cabeza caliente, desgarrada por la fiebre. Ya iba a alcanzarlo. No.” La Tercera resignación de Gabriel García Márquez.

 

Gabo cómo narrador omnisciente, que todo lo sabe, niño y después hombre, que habla y muere dos veces, madura su escritura y no deja de lado su temática central; la muerte, como característica de él, siempre constante, siempre presente, incluso en su primera obra que hoy se valoró en la charla bajo una evaluación impecable, se quiso destacar su importancia hoy. DHS

 

Visto 1405 veces
LO MÁS LEIDO
Suscríbete a las notificaciones

Administra tus Notificaciones